Por Camilo Morales
16 noviembre, 2020

Gracias a una publicación en Facebook y a una organización de rescate animal, Christina Clevenger pudo encontrar a Panda, su gato que se perdió durante semanas. “Fue frenético”, cuenta.

Luego de una larga aventura, un gato llamado Panda regresó a su casa. Se trata de un felino que desapareció el pasado 8 de octubre en el estado de Washington, Estados Unidos, y cruzó todo el país hasta llegar a Alaska. Afortunadamente volvió con su familia.

La dueña, Christina Clevenger, dijo que a su mascota le encanta estar al aire libre y pasear por el vecindario y las casas cercanas, por lo que al momento de su desaparición no lo pensó mucho ni se preocupó. Sin embargo, cuando pasaron un par de horas y Clevenger junto a su esposo comenzaron a inquietarse.

Christina Clevenger

Tuvimos una docena de personas ayudándonos a buscar algún tipo de señal o pista, como por ejemplo, si es que fue atrapado por un coyote“, dijo Clevenger a Today. De esta forma, el 11 de octubre publicaron su foto en grupos de Facebook, sin éxito.

Pero luego de un par de semanas, la familia de Panda vio una foto del gato en redes sociales. “La tía de mi esposo es la que realmente encontró el mail. Vino corriendo a nuestra propiedad y me preguntó: ‘¿De qué color llevaba el collar Panda?“, contó Clavenger. Ahí fue cuando la mujer le dijo que el color del collar era verde y la tía de su esposo le mostró la imagen. “Al instante comencé a llorar. El hecho de que ella girara el teléfono y él estuviera allí. Estuve emocionada durante todo el día“, agregó.

Christina Clevenger

Cuando revisaron la publicación con detención se dieron cuenta que Panda estaba en una empresa de materiales de construcción, Home Depot, en Kenai, Alaska. Según teoriza la dueña en Today, el gato se pudo haber subido accidentalmente a un camión o un bote.

Fue entonces que se percataron que una organización de rescate de animales, llamada United Angels, estaba gestionando la búsqueda de la familia de Panda. Fue increíble que aparecieran para ayudarnos de inmediato (…) Honestamente, si no fuera por United Angels, probablemente no hubiéramos recuperado a Panda, porque había muchos obstáculos que superar“, dijo Clevenger.

Christina Clevenger

Así, la organización juntó el dinero necesario para traer de vuelta a Panda, llevarlo a un veterinario y posteriormente reencontrarse con su familia luego de semanas tras un largo viaje. Su dueña explica que todo el proceso de búsqueda “Fue frenético (…) Solo quiero agradecer a todos. Sé que suena cursi, pero todos se unieron. Nos ayudaron a llevar a nuestro bebé a casa“.

Facebook United Angels

Ahora Panda está sano y salvo en su hogar junto a su familia. Para Clevenger, esto le sirvió para aprender y a hacer que su gato pase más dentro de su casa. “Aprendí mi lección de la manera difícil. Lo castigamos permanentemente. Le dimos más juguetes para jugar; recibe más golosinas. Está más mimado que nunca“, cerró.

Puede interesarte