«Por favor no deje salir al gato, no importa lo que él le diga. (Es un mentiroso, él no es de exterior)» se lee claramente en la puerta.

Los perros y los gatos saben perfectamente cómo convencernos. Basta con una mirada de «tristeza» para que nos conmovamos y nos hagan cambiar de parecer sobre algo relacionado a su propia conveniencia.

Son unos verdaderos amos de la manipulación.

Pero a veces… los humanos somos más inteligentes. Al menos así lo dejó demostrado Laci Reamer cuando su gato escapista hacía todo lo posible por salir de casa sin su autorización y lo logró más de una vez.

Laci Reamer

Pero ya no sucederá más.

Resulta que Hubert, un gato de 8 años que fue adoptado hace tres meses por su familia, desde que llegó a casa solía pararse junto a la puerta de entrada para que alguien del exterior le abriera, pese a que los encargados del refugio habían advertido que siempre había sido un gato de interior.

Laci Reamer

Él conmovía a cualquier persona con su mirada y así lograba su objetivo, burlándose totalmente de las reglas de su dueña. Pero ahora pusieron un cartel y definitivamente se le acabó la fiesta.

Laci Reamer

Por favor no dejes salir al gato, no importa lo que él te diga. (Es un mentiroso. No es un gato de exterior)

«Hicimos el letrero porque realmente le dará a cualquiera esa mirada con esos grandes ojos como, ‘Por favor, ayúdame. Tengo cosas que ver y hacer por ahí. Si solo abres esa puerta, me deslizaré junto a ti’‘, aseguró Reamer. «Él es muy bueno para mendigar, así que queríamos que la gente se diera cuenta. ¡Vivimos en una calle concurrida y no queremos que se lastime!».

Laci Reamer

Hasta ahora el letrero ha hecho maravillas ayudando a su dueña a mantener al gato a salvo y también a hacer reír a las personas que lo leen, pues como es de esperar, Hubert se para al lado esperando que alguien le abra, sin tener idea que están advertidos de su comportamiento escapista.

Laci Reamer

Lo cierto es que su familia no ha ignorado sus ganas por conocer el mundo, así que pronto recibirá una sorpresa que le permitirá explorar de forma mucho más segura: un arnés y una correa para que comience sus grandes aventuras al aire libre.

¡Buena suerte Hubert!

Puede interesarte