Por Lucas Rodríguez
8 octubre, 2021

Andre Bauma y Ndakasi emocionaron al mundo con su fotografía abrazados, cuando a la gorila le quedaba poco tiempo en el mundo. Ahora han comenzado a salir más imágenes, por lo que podemos conocer a fondo la larga relación entre estos dos grandes amigos.

De vez en cuando, las dispares preocupaciones e intereses del internet logran ser cautivadas por una sola noticia. Generalmente es una imagen emocional, muchas veces protagonizada por un animal, la que lograr calmar las tormentosas aguas de las redes sociales y los distintos foros de discusión.

Ejemplos en el pasado hay muchos, pero hoy en día, es una foto la que cautivó la atención de todos: la de un cuidador de animales en un parque para el cuidado de la vida salvaje, y la gorila de la que se hizo cargo a lo largo de su vida. 

Virunga National Park

Estamos hablando de la emocionante historia de Andre Bauma y Ndakasi. Puedes ver el origen de la historia acá.

La gorila y su cuidador se conocieron al comienza de la vida de ella, cuando Andre la encontró aferrada al cuerpo sin vida de su madre. Un grupo de guerrilleros había pasado por la zona, causando de una u otra manera, el fallecimiento de la gorila adulta. Ndakasi se aferraba a lo único que conoció como fuente de afecto: fue ahí cuando entró Andre, quien la adoptó y llevó con él. 

Virunga National Park

Como se ve en varias de las fotos que compartió la BBC, Ndakasi fue feliz en su vida, especialmente porque podía ver con frecuencia a Andre y los demás cuidadores.

Virunga National Park

En varias de las fotos, se puede ver a los dos grandes amigos compartiendo juntos. Uno de los aspectos más impactantes es el cambio en la apariencia de Ndakasi: en la foto que todos conocimos, se la ve delgada, con los ojos salidos y el hocico delgado. Claramente fue tomada cuando ya estaba enferme. Pero en fotografías anteriores, a la espalda de Andre, se nota que durante toda su vida fue una gorila fuerte y llena de vitalidad. 

El mundo se enteró de Ndakasi por primera vez debido a una selfie fallida de los mismos cuidadores.

Virunga National Park

Al parecer, ellos intentaban posar sacando pecho, viéndose rudos. Pero cuando revisaron el retrato, descubrieron algo de lo más cómico: sus “poses” habían sido imitadas a la perfección por Ndakasi y su grupo de gorilas. 

Virunga National Park

Esto fue solo el primer episodio que se hizo público de la larga y bella relación entre Andre y su gorila preferida. El que ella lo hubiera elegido a él para ser quien la acompañé en el último episodio de su vida, prueba que siempre tuvieron una conexión única y especial. 

 

Puede interesarte