Por Josefina Pizarro
7 diciembre, 2017

Parece salir de alguna película de terror… o fantasía.

Con un pico como un pato pero con dientes como el de un cocodrilo, un cuello de cisne y garras asesinas, una nueva especie de dinosaurio descubierta por científicos parece algo que sólo el Dr. Seuss podría haber soñado… o quizás Disney, quien sabe. El caso es que existió, y es muy aterrador si hoy estuviera vivo.

Aunque en realidad se ve muy aterradora, la criatura sólo medía 45 centímetros de altura. También se sabe que vagó hace 75 millones de años en lo que ahora es Mongolia.

Este es el esqueleto, el cual fue encontrado acurrucado en una roca de arenisca:

AFP

“Es un animal tan peculiar” dijo Dennis Voeten, investigador paleontólogo en la Universidad Palacky en la república Checa. “Combina diferentes partes que conocemos de otros grupos en este pequeño animal”.

Mara Parra, ilustradora de UPSOCL, creó lo más parecido al extraño ser. Algo así sería:

Mara Parra / Upsocl

En un estudio realizado por la revista Nature, Voeten y su equipo han decidido llamar a la extraña criatura como “Halszkaraptor escuilliei o “Halszka” por el fallecido paleontólogo polaco Halszka Osmolska.

La paleontóloga Kristi Curry lo describió como “una quimera bastante loca: cuello de cisne y cuerpo de dinosaurio, pero con la boca llena de pequeños dientes y manos y pies que podrían ser buenos para nadar”.

Mara Parra / Upsocl

Su cuerpo combinado lo dejaba correr y cazar en el suelo y pesar en agua dulce. Los dinosaurios eran realmente increíbles, ¿no lo crees?

Puede interesarte