Por Alejandro Basulto
17 febrero, 2021

Tenía heridas y se encontraba completamente embarrado, pero al menos sobrevivió ante una catástrofe que acabó con la vida de una persona y que provocó que desaparecieran siete.

En el altiplánico, en países como Perú, Bolivia y Chile, ocurren fenómenos conocidos como huaicos o huaycos, que son corrimientos de tierra que son causados por eventos climatológicos como las lluvias. Al ocurrir esto en naciones que cuentan con cordilleras, como la de Los Andes, cada huaico por lo general produce violentas inundaciones de aluvión, llevándose a cabo sepultamientos a su paso. Un desastre natural que lamentablemente ocurrió en el sector B de la Cuenca de Chaupimayo, ubicado en la provincia de La Convención, en la región Cusco, Perú. Conllevando una persona fallecida y siete desaparecidas.

El K ‘intu / Facebook

Muertes y gente herida que podrían ser más si no fuera por la pronta y valiente acción de decenas de bomberos y policías rescatistas que llegaron al lugar. Y en el caso de los hombres de uniforme rojo, no solo pueden decir que salvaron la vida de muchas personas, sino que además, se arriesgaron y dieron todo de sí para socorrer a los animales que también fueron afectados por el aluvión.

Seres vivos que al igual que las decenas de familias afectadas, se encontraban atrapados por el lodo. Como se pudo ver con un perrito, que afortunadamente tuvo como héroes a los bomberos de Quillabamba.

El K ‘intu / Facebook

Según lo consignado por la página de Facebook, El K’ intu, este huaico dejó en total 12 hogares destruidos y 10 dañados, además de que también quedaron afectados por el lodo y las piedras diferentes negocios, cultivos, carreteras e incluso colegios.

Posiblemente en uno de estos se encontraba el pequeño can de pelaje castaño que fue rescatado por los bomberos en el lugar, y que gracias a ellos, hoy se encuentra sano y a salvo.

El K ‘intu / Facebook

Ya que tras ser retirado de los escombros, este perrito fue llevado donde una veterinaria de la zona, recibiendo ahí un baño luego de estar completamente sucio por el lodo, y por sobre todo, fue en ese lugar donde recibió las atenciones médicas por parte de los profesionales de la salud animal, recuperándose de las lesiones provocadas por la caída de piedras y pesadas masas de lodo encima suyo.

Este can luego de haber pasado por lo peor, se ha transformado en un sobreviviente muy alegre y que está en un búsqueda de un nuevo hogar.

 

Puede interesarte