Por Monserrat Fuentes
31 enero, 2019

Hizo una rabieta para no tener que entrar a casa cuando quería seguir jugando.

Existen dos tipos de perros, los que están llenos de energía y adoran los paseos y salidas al parque y los que prefieren tomar siestas y quedarse en casa. Muchas veces estas preferencias pueden estar ligadas a la raza, pero en la mayoría de los casos depende únicamente de la personalidad del perro.

Si hablamos de los siberianos o huskys, lo primero que se nos viene a la mente son perros aventureros que pueden soportar temperaturas extremas. Antiguamente eran considerados perros trabajo y se utilizaban para transportar carga.

Pexels/Imagen de referencia

¡Todos tenemos la típica imagen de un trineo en medio de la nieve arrastrado por una jauría de huskys!

Un hombre salió a dar un paseo de rutina con su perro de esta raza y todo parece indicar que el tiempo que estuvieron caminando no fue suficiente para el can. Para evitar volver a casa hizo una rabieta que causó la gracia de su dueño.

En un video colgado en las redes sociales, se muestra como el hombre arrastra a su perro por la vereda porque este no quiere que el paseo termine. El perrito se recostó en suelo como haciéndose «el muerto» y se empeñó que quedarse recostado hasta lograr su cometido.

Hatchi Cogy/Youtube

En un momento el dueño le hace señas para que vayan en sentido contrario a la casa y el perro se levantó del suelo en un segundo.

Hatchi Cogy/Youtube

Finalmente no se dio a conocer su el paseo terminó en ese momento o el hombre accedió a la petición de su perro.

Mira aquí el divertido momento.

Puede interesarte