Por Romina Bevilacqua
31 enero, 2015

Ontario ya no permitirá orcas en cautiverio. La prohibición es una victoria simbólica para la única orca en cautiverio en la provincia, Kiska, que fue atrapada en su ambiente natural y ha pasado los últimos 37 años de su vida encerrada en una piscina de concreto en el parque de entretención Marineland.

Phil Demers, un entrenador que solía trabajar en el parque, ahora es parte de la campaña contra los bajos estándares de bienestar animal que mantiene el parque y ha señalado que la falta de leyes sobre animales marinos hizo imposible que él o sus colegas pudiesen reportar las negligencias de las que fueron testigos mientras trabajaron ahí.

«Lo de hoy es el comienzo«, dijo. «Espero que sea el inicio del fin de la cautividad de los animales marinos en Ontario. Se siente bien saber que Marineland nunca más tendrá otra orca. Kiska será la última». El gobierno de Ontario anunciará la primera semana de febrero la prohibición de la venta o compra de orcas al igual que una serie de cambios en la regulación de animales marinos en cautiverio como delfines, morsas, focas y leones marinos. Esto como resultado del informe de 125 páginas que recopilaron diversos científicos de la Universidad de British Columbia.

En esa ocasión los investigadores concluyeron que: «En nuestra opinión los actuales estándares de cuidados aplicados a animales marinos en instalaciones públicas son insuficientes«. Aunque Ontario no es el único que está dando la espalda a la cautividad de animales marinos en EE.UU. En octubre pasado San Francisco pasó una medida que decía que los cetáceos (como ballenas, delfines y otros) tienen el derecho de ser liberados de la vida e cautiverio. En California un proyecto de ley que haría ilegal «mantener en cautiverio o utilizar orcas capturadas en su ambiente silvestre con fines de entretenimiento». Y en Nueva York en marzo pasado, el comité del Senado aprobó el proyecto de ley «Blackfish» para prohibir cualquier futuro parque que mantenga a orcas en cautiverio.

Marineland, en Niagara Falls,es el único parque en Ontario que tiene una orca en cautiverio –y ahora podría ser el último–.El pasado mes de julio,unas fotografías mostrando su aleta dorsal caída y otros signos de enfermedad, llevaron a los científicos expertos en mamíferos marinos a describir su condición como «una infección que está causando que su piel pierda su integridad. Ella NO está en buenas condiciones«.

Visto en: The Dodo

Puede interesarte