Unos minutos más y la pequeña se habría ahogado.

Sabemos que en las cloacas de todas las ciudades hay misteriosos animales que, literalmente, viven en nuestra mierda. Sobre todo hablo de los ratones, los que estamos acostumbrados a ver viviendo en este tipo de entornos, bastante desagradables –recuerda que pueden subir por allí hasta tu inodoro–. Sin embargo, de vez en cuando hay un desafortunado animal de otra especie que cae en nuestras cloacas y se lleva un muy mal momento, o bien, simplemente muere antes de que alguien lo rescate. No se trata solamente de algo desagradable y mal oliente, sino de millones de bacterias que el animal puede contraer, enfermándolo inmediatamente.

Ésta es la historia de una zorrita que tuvo muy, muy mala suerte y se llevó uno de los peores momentos de su vida, hundiéndose hasta el cuello en caca humana.

Nadie sabe cómo ni cuándo llegó a las cloacas de Atherstone, Inglaterra, donde un trabajador de las plantas residuales la encontró tratando de mantener su cabeza en superficie. Quedaba poco tiempo para que simplemente se ahogara.

«Zorro desafortunado rescatado tras caer a un pozo de aguas servidas».

Afortunadamente, el rescate fue rápido gracias a la labor del personal de los bomberos locales. La pequeña fue llevada hasta la Royal Society of the Prevention of Cruelty to Animals (Sociedad real de Prevención a la crueldad contra los animales, RSPCA), donde fue atendida de forma inmediata.

«¿Quién sabe cómo ese zorro logró meterse en la cloaca. Tal vez ella resbaló y tuvo una caída accidental. Estaba totalmente atascada cuando la encontré. No había forma de que hubiese podido salvarse sola».

– Nicola Johnson, RSPCA-

Al parecer, la pequeña era bastante arisca con el personal; se trataba de una zorra salvaje y probablemente estaba desesperada después de la traumática experiencia. Sin embargo, fue tratada con cariño y delicadeza por el personal de la RSPCA, quienes se aseguraron de que quedara limpia, olorosa y saludable, antes de devolverla a su estado salvaje.

12249810_693425224090747_2371664634210984802_n
R.S.P.C.A. Wildlife

La pequeña recibió un buen lavado y sólo pasó una noche en el refugio, luego fue liberada en Birmingham

Nos alegramos de que esta pequeña haya vuelto a su medio silvestre.

Puede interesarte