Por Luis Aranguren
18 noviembre, 2021

Se escapó de sus cuidadores y subió como un conquistador al histórico lugar. No le importó que fuese una de las 7 maravillas del mundo.

Dicen que la curiosidad mató al gato, pero también llevó al perro a lugares inhóspitos a los que tal vez no debería entrar por ser algo peligrosos. Pero vamos, son seres instintivos y siempre que no ponga en riesgo su vida, deberíamos perdonarlos.

En México, durante una visita familiar a la pirámide de Chichén Itzá, un perro decidió al escaparse de sus dueños que lo mejor sería subir las empinadas escaleras.

TikTok / mundo_ars

Cabe resaltar que para los ciudadanos esto constituye un delito, pero tratándose de un can, tienen que hacer una excepción. El video fue compartido a través de TikTok por @mundo_ars, donde se escucha a una mujer posiblemente chilena riéndose y gritando “¡bájate culiao’!”.

Todo esto mientras un guía turístico explicaba al resto de los turistas la historia del lugar y la importancia de su preservación.

TikTok / mundo_ars

El video se ha hecho popular en redes sociales, muchas personas se han conmovido con el perro que curioso decidió subir a donde hace cientos de años vivía una población indígena importante. Usuarios han comentado sobre lo valiente que es el perro, al subir las escaleras sin miedo alguno.

“Dicen que solo se le permitía subir a aquellos que eran dignos”, “ahora sí pueblo, honrar a quien les llevará por el buen camino. Son palabras del longanizo”, “El perrito se siente realizado, triunfando como siempre”,son apenas algunos de los comentarios.

TikTok / mundo_ars

Hasta ahora es imposible saber si logró regresar con sus dueños, es una pirámide muy alta y lamentablemente su humano no puede subirlo a buscar.

En el pasado se han visto videos de personas que han subido Chichén Itzá y han sido apresados, por tocar una de las maravillas del mundo. A esta gente no les ha ido muy bien y el pueblo casi ha linchado a quienes abusan de la confianza de un pueblo que abre sus puertas al mundo.

TikTok / mundo_ars

El video ha sido titulado: “Le valió al firulais”, palabras coloquiales pero que se ajustan muy bien al evento puesto que no hizo caso a sus dueños ni a las normas del lugar. Para este perrito fueron unas simples escaleras, pero sus dueños nunca olvidarán que subió una de las pirámides más importante del mundo.

Esperemos que haya bajado cómodamente, este perro es un atrevido investigador.

Puede interesarte