Por Predeterminado del sitio
21 noviembre, 2018

Fueron rescatados para ser liberados en un santuario de animales.

En muchas partes del mundo la máxima atracción de los circos siguen siendo los animales. Elefantes, monos, leones, entre otros, son los números estrellas que llenan las gradas. Es decir, son el real negocio del espectáculo. Excepto para ellos, que lo único que ganan es la pérdida de su libertad.

Por bien que se vean haciendo trucos ante la mirada del público, nadie sabe lo que realmente sucede tras bambalinas.

Animal Defenders International

No hay animales que les guste pasar su vida encerrados y que deban trabajar para conseguir comida.

Animal Defenders International

Lamentablemente, esa era la rutina de Pancho y Temuco, dos leones hermanos que fueron salvados por la Animal Defenders International de un cruel circo en Bolivia.

Cuando fueron encontrados, ambos estaban sedientos y hambrientos.

Animal Defenders International

Una vez que fueron salvados, fueron tratados médicamente y alimentados para darles la mejor vida posible, ya se sea liberándolos a la naturaleza o en un santuario.

Lo tierno de todo esto, es que cuando los hermanos Pancho y Temuco se dieron cuenta que estaban en buenas manos, no dieron más de la felicidad y empezaron a jugar entre ellos hasta abrazarse.

Youtube

Tras el rescate, los leones fueron trasladados a un santuario especializado en Colorado, Estados Unidos, donde tienen una segunda oportunidad en la vida para ser felices y no explotados.

Puede interesarte