Por Romina Bevilacqua
11 febrero, 2016

Es increíble cómo le ha cambiado la vida a este gatito.

Kelly es una joven de Illinois que creció junto a su familia en una granja donde tuvo la oportunidad de criar todo tipo de animales. Así que cuando recibió un llamado de unos amigos que habían encontrado a un pequeño gatito recién nacido abandonado en una caja en una tienda de abarrotes, sabía exactamente qué hacer. Recibió al gatito en su hogar y notó que sólo tenía unas pocos horas de nacido. Por suerte no se encontraba deshidratado ni tenía heridas visibles. Así que se apresuró por mantenerlo abrigado y alimentarlo.

NyB9dBS
CaliCatlady101 

Todo iba bien los primeros días, hasta que al pequeño le dio diarrea y comenzó a deshidratarse rápidamente. Lo llevó al veterinario de urgencia y tras darle varios medicamentos, sólo le quedaba esperar.

CP69fYQl
CaliCatlady101 

Ollie, como llamó al gato, había respondido bien al tratamiento. Pasaron los días y Ollie se fue transformando en un goloso y saludable pequeño. Cada vez que tomaba leche quedaba tan lleno de comida, que su cuerpo se transformaba en una especie de pera con el estómago bastante grande.

HXdLu85l
CaliCatlady101 

Y así aquel gatito que fue abandonado a su suerte, se convirtió en un adolescente curioso y bastante cariñoso al que le encantaba dormir junto a Kelly.

«Una de las formas más rápidas de hacer que un bebé alimentado por biberón se duerma es colocarlo cerca de tu corazón»

Kelly

BMlJNQTl
CaliCatlady101 

Kelly y Ollie hacían todo juntos. Ollie la acompañaba en sus estudios, y cuando ya fue demasiado grande para acurrucarse en su pecho, comenzó a subirse a su hombro. Y así Ollie creció para ser un gatito bastante sociable. 

«Conozco a muchas personas que dicen que los gatos son independientes, pero Ollie es como un perro. Cuando llegan personas a la casa, va hacia ellos y quiere saludarlos»

Kelly

I0yoPCGl
CaliCatlady101 

Un día, Kelly recibió otro llamado. Un amigo de sus vecinos había encontrado a un gatito rasguñando la puerta de su hogar por la noche. Unos vecinos que se habían mudado del lugar, lo habían dejado atrás. Y Kelly no pudo negarse ante la petición de sus vecinos de que por favor lo cuidara. Trajeron a Ryder a casa e instantáneamente Ollie se hizo cargo de él. Era como su hermano mayor.

KNOxc8wl
CaliCatlady101 

Solían hacerse compañía y dormir la siesta juntos, ambos estaban felices, sobre todo Ryder quien se sentía bastante a gusto en su nuevo hogar junto a Ollie.

z3TJ8qml
CaliCatlady101 

Lamentablemente Kelly no podía mantener a ambos gatos en su casa, así que buscó una familia para Ryder. Pasaron los días y pronto Ryder encontró un nuevo hogar. En cuanto a Ollie, sigue siendo un gatito curioso y alegre; nadie podría decir que se trata del mismo pequeño que encontraron aquél día en la tienda de abarrotes y que nadie sabía si lograría sobrevivir.

Puede interesarte