Por Leonardo Granadillo
23 abril, 2020

Nada peor que sentirte en casa, darlo todo, y cuando más los necesitas, te echen. Afortunadamente, este galán de 8 años encontró una nueva familia. Aunque le costó retomar la confianza, hoy entrega todo el amor que le queda por dar a los que lo recibieron ❤

Lo debo haber explicado cientos de veces, pero no me cansaré de decirlo hasta que dejemos de toparnos con estos casos. Tener una mascota no es comprar o rescatar un mueble. No es algo que se gasta y nos cansamos, con lo que jugamos y lo botamos, o que si se dañó pedimos cambio y lo echamos a la basura. Una mascota se convierte en un familiar más, un ser que vivirá para darnos todo su cariño a cambio de ciertas atenciones.

Alimentarlo, cuidarlo, recoger sus desechos, sacarlo a pasear es parte de ese compromiso. Es una especie de acuerdo que se firma para toda la vida. No obstante, hay quienes a la primera falla, necesidad, o un gasto de alto costo en un veterinario, les dan la espalda.

Facebook: Saving Carson Shelter Dogs

Como le pasó a Ray, un labrador dorado de 8 años que fue hallado deambulando en Torrance – California (Estados Unidos). Sus ojos estaban tristes, llorosos, con lagañas, se cuenta que fue abandonado y que su cuerpo lo había sufrido poniéndose delgado como un esqueleto y con su pelaje deteriorado.

Fueron los voluntarios del Carson Shelter en California, quienes lograron salvarlo y darle la atención requerida en cuanto a salud. A pesar de que ya estaba sano, él seguía deprimido. Al tiempo se fue aclimatando un poco y cambiando la mirada, pero lamentablemente, todos se iban del refugio con los perros más jóvenes.

Facebook: Saving Carson Shelter Dogs

Afortunadamente y tras una larga espera, Ray terminó consiguiendo una familia. De acuerdo a una actualización de Paw Buzz, ha recobrado la confianza en los humanos y ya trata a todos con mucho amor. Recuerden amigos, ellos también tienen sentimientos, también se alegran, también sufren, sienten igual o hasta de forma más intensa que nosotros.

Si te acompañó toda la vida y su cuerpo está empezando a fallar, trata de entregarle lo mejor. Diariamente nos regalan lo mejor que tienen.

 

Puede interesarte