Por Constanza Suárez
10 febrero, 2020

“Su muerte es devastadora, sin importar la causa”, dijo Amaroq Weiss, defensor de lobos del Centro para la Diversidad Biológica.

Durante 2018, la loba OR-54 viajaba con su manada hasta que en enero se separó de ellos. Desde entonces, caminó aproximadamente 14.020 kilómetros por California, Estados Unidos. Perdió su collar desde donde la podían rastrear, por lo que no obtuvo ningún tipo de ayuda. Hace unos días, el Departamento de Pesca y Vida Silvestre de California (CDFW) la encontró muerta en el condado de Shasta. 

US Fish and Wildlife Service

“Alrededor del tiempo en que se liberó de la manada que (su) partida del territorio de la manada sugiere que ahora puede estar dispersándose o explorando nuevos terrenos en busca de una pareja u otra manada”, escribió en un comunicado el CDFW.

Según informó la institución, la loba de tres o cuatro años, murió buscando a sus compañeros. Aunque los funcionarios estatales están investigando para determinar si murió por causas naturales o si fue asesinado intencionalmente.

U.S. Fish and Wildlife Service/AP

Amaroq Weiss, defensor de lobos de la costa oeste en el Centro para la Diversidad Biológica, afirmó que “su muerte es devastadora, sin importar la causa”.

“Este es un desarrollo trágico para las primeras etapas de la recuperación del lobo en California. Al igual que su padre, el famoso lobo OR-7 que vino a California hace años, OR-54 fue un faro de esperanza que demostró que los lobos pueden regresar y florecer aquí”, agregó.

Thomas Kitchin y Victoria Hurst/Design Pics

Los lobos grises están protegidos por la Ley Federal de Especies Engendradas y la Ley de Especies en Peligro de California, y matar a uno puede significar una condena de hasta un año de prisión y una multa de 100 mil dólares. 

Pixabay

Según el Centro para la Diversidad Biológica, menos de una docena de lobos grises confirmados ahora viven en California. Según los informes, los lobos fueron exterminados a principios del siglo XX en el estado por un programa nacional de erradicación patrocinado por el gobierno en nombre de la industria ganadera.

 

Pixabay

Esperemos que la investigación descubra lo que realmente le sucedió al lobo y, si el animal fue asesinado a propósito, que los responsables paguen.

 

 

Puede interesarte