Por Luis Aranguren
8 agosto, 2019

Hace más de un siglo que había desaparecido de la faz de la tierra. Ahora la fundación que lo vio nacer ve en él, el futuro de su especie.

Una nueva luz de esperanza brilla para el planeta que ha visto renacer a una de sus especies extintas. Un hermoso lince nació de forma natural en el Centro de Fauna de MónNatura Pirineus. A pesar de que sus padres son de la misma raza, han nacido por fertilización artificial.

El felino ya pesa más de un kilogramo y su estado de salud es perfecto, este pequeño representa muchos años de esfuerzos para intentar traer de vuelta algo que se creía perdido.

La Pedrera Fundació

“Hace 11 años que están en el centro y es el primer cachorro que han tenido, y de manera totalmente natural”.

Miguel Rafa, Director de la Fundación.

Los padres del lince nacieron en cautiverio en 2008 en un centro de fauna ubicado en Galicia, pero fueron trasladados al MónNatura Pirineus el mismo año.  Este centro de fauna se esfuerza ahora en mostrar a todos su difícil labor y tratan de crear conciencia ambiental en el colectivo.

La Pedrera Fundació

Durante los últimos años el Centro de Fauna MónNatura han investigado todo lo relacionado al lince boreal, inclusive planean en unos años reinsertarse en el medio ambiente. Los directivos saben que antes de que esto ocurra es necesario que las personas aprendan a cuidar y a querer lo que les rodea.

Por ahora los animales son cuidados en sus centros los cuales son sostenibles y cuentan con la participación de muchas personas que a diario ayudan. Los hábitats son completamente agradables para los animales y no solo habitan linces, también zorros y corzos.

La Pedrera Fundació

La ciencia nos ha dado una segunda oportunidad, trajo de vuelta a una especie que la caza furtiva y desmedida del hombre arrebató de la tierra. Es momento de tomar conciencia y parar con las caserías.

Puede interesarte