Por Cristofer García
31 agosto, 2020

“(La cría) estaba muy cansada, no nadaba bien. Pero la mamá se quedó a su lado, no abandonó a su bebé para irse con el grupo. Todo el camino ella se quedó con él”, cuenta un pescador de la zona. 

El derrame petrolero ocurrido en julio en la isla Mauricio, en África occidental, sigue cobrando víctimas en la vida marina. Esta vez, una madre delfín fue vista agonizando tratando de salvar a su cría, ambos arrastrados hasta la orilla por viscoso líquido.

Desde que un barco japonés se hundió en las costas de esta isla, dejando una importante contaminación, han muerto al menos 40 delfines de los cuales 38 han sido arrastrados hasta la orilla, según reseñó Reuters.

Reuters
Reuters

Yasfeer Heenaye, un pescador de 31 años, grabó el momento en que la madre y su bebé luchaban por vivir, atrapados en un arrecife. Al menos unos 200 delfines nadarían por esta zona en ese momento, de los cuales unos 30 de ellos perdieron la vida.

“Algunos resultaron heridos y otros simplemente flotaban. Dentro del arrecife hay un derrame de petróleo en el agua -si se quedan adentro quizás todos mueran- pero si salen afuera quizás sobrevivan”, dijo Heenaye.

Reuters

Viendo esta emergencia, los pescadores intentaban sacarlos de ahí y llevarlos hasta el mar abierto.”Estábamos tratando de empujar a los delfines fuera del arrecife, haciendo ruido en el bote para hacer que los delfines salieran del arrecife”, comentó.

Entre esos delfines se encontraban esta madre y su cría, a quienes también trataron de rescatar. “Había una madre y su bebé.  (La cría) estaba muy cansada, no nadaba bien. Pero la mamá se quedó a su lado, no abandonó a su bebé para irse con el grupo. Todo el camino ella se quedó con él. Ella estaba tratando de protegerlo, de presionar al bebé para que volviera con el grupo”, contó.

Reuters

Sin embargo, a pesar de los esfuerzos que hizo la madre y el apoyo de los pescadores, el bebé murió. “Cuando vi esto, se me llenaron los ojos de lágrimas. Soy padre de una hija pequeña, es muy difícil para mí ver a la madre luchar y hacer todo lo posible por salvar a su bebé ”, agregó Heenaye.

Reuters

Al poco tiempo, la madre presentó convulsiones y también murió. Desde que el crudo llegó hasta las costas de su país, los lugareños han hecho todo lo que tienen a su alcance para sacar el petróleo del agua.

Puede interesarte