Por Mariana Meza
12 enero, 2021

El próximo 20 de enero Major se convertirá en el primer perro de refugio que llega a vivir en la Casa Blanca. El 17 de enero tendrá su propia fiesta virtual a través de Zoom en la que el dinero recaudado irá a la fundación que lo rescató.

La llegada de Joe Biden a la Casa Blanca continúa dando que hablar, aunque esta vez no es por algún berrinche del actual presidente Donald Trump. Y es que en esta oportunidad son los animales los que acaparan la atención.

Hablamos de Major Biden, el pastor alemán rescatado del presidente electo Joe Biden que prontamente tendrá su propia “indoguración” en una reunión virtual que está preparando la Asociación Protectora de Animales de Delaware (DHA por sus siglas en inglés) tres días antes de llegar a la Casa Blanca.

Joe Biden

La inauguración oficial se llevará a cabo el próximo 20 de enero, día en que Major Biden se convertirá en el primer perro de refugio en vivir en la Casa Blanca, lugar que compartirá junto a Champ, la otra mascota de Biden.

Major llegó a la vida de los Biden en noviembre de 2018, cuando el nuevo y próximo presidente de Estados Unidos lo fue a buscar a la Asociación Protectora de Animales de Delaware (DHA), en su ciudad natal.

“Haber jugado un papel en la historia del Mayor Biden es un honor. Esto es por lo que nos esforzamos cuando los animales vienen a nuestro cuidado: ayudarlos a encontrar su final feliz”, dijo a CBS News Cory Topel, gerente de marketing de DHA.

@HumaneRescue
@JoeBiden

Es por eso que para honrar a Major, el próximo 17 de enero se realizará la “indoguración” a través de Zoom con el fin de celebrar el logro del futuro primer perro de refugio en llegar al gobierno norteamericano. Instancia en la que, además, se recaudará dinero para que otros perros también puedan vivir el “sueño americano”. La donación mínima son 10 dólares.

Delaware Humane Association

“Desde un cachorro de refugio en la Asociación Protectora de Animales de Delaware hasta el primer perro en la Casa Blanca, el comandante Biden está dando pruebas de que todos los perros pueden vivir el sueño americano”, escribió el hoy famoso refugio en un boletín.

Sin embargo, pese a que Major será el primer perro de refugio en la Casa Blanca, no es el primer rescatado en pasar por ese lugar. Anteriormente, Yuki, un cachorro de raza mixta abandonado en una gasolinera fue rescatado por la hija del presidente Lyndon B. Johnson, al igual que Socks, el gato de la familia del ex presidente Bill Clinton.

Puede interesarte