Por Leonardo Granadillo
25 marzo, 2020

No le sobra el dinero, pero sí las ganas de ayudarlos. Cumpliendo con las respectivas normas sanitarias en medio de la amenaza del coronavirus, Maureen de Filipinas se niega a dejarlos un día sin comida.

El coronavirus es una situación muy seria. No hay que subestimar su poder de contagio ni sus consecuencias, no obstante, todos estamos claros que hay países en los que está mucho más presente que en otros. En Francia, España, Italia por ejemplo la cuarentena es absoluta, mientras que en algunas partes del mundo todavía se encuentra en pleno crecimiento.

Hecho que permite (en algunos lugares) como en Cebu-Filipinas salir al menos para lo estrictamente necesario, y cuando toca hacerlo, es necesario respetar las medidas sanitarias a cabalidad, esas que ya les hemos compartido en UPSOCL. Teniendo eso bien en claro sale diariamente a la calle en su bici-taxi Maureen Lacida Claro (también llamada por sus amigas Alexa Yna), quien se dedica diariamente a alimentar perros y gatos callejeros con sus propios y limitados recursos.

Facebook: Maureen Lacida Claro

Con la intención conseguir un poco de ayuda ya que sus ingresos no son suficientes, la bondadosa dama de 43 años creó un grupo en Facebook, donde solicita ayuda y a su vez comparte su hermosa labor.

Facebook: Maureen Lacida Claro

«Han pasado 3 años desde que comencé a alimentarlos. Al principio, solo estaba usando mi propio dinero, luego se volvieron muchos hasta el punto de que ya no podía con mi presupuesto. Pensé en publicarlo en Facebook hasta que la gente comenzó a donar dinero para comida para perros y comida para gatos. En realidad, incluso rescaté a algunos de ellos. Los que estaban en condiciones severas están siendo llevados a un refugio, en el Santuario Fortress of Hope», confesó la dama según Pop Inquirer.

Facebook: Maureen Lacida Claro

La temida enfermedad no ha sido un impedimento para esta buena samaritana tal como podemos apreciar en imágenes, ya que se coloca su tapaboca y este mismo lunes posteó una foto manteniendo sus labores. Da gusto que existan (en este mundo cada vez más egoísta) personas desinteresadas sólo preocupadas por el bienestar de los peludos.

Recuerda que ante la amenaza del COVID-19 debes resguardarte y salir solamente para lo justo y necesario.

Puede interesarte