Por Leonardo Granadillo
14 diciembre, 2020

El hecho ocurrió en Brasil, donde Nádia Rosângella no pudo ignorar la conmovedora escena. Le encontraron familia, un hogar y ahora pasará una feliz Navidad ❤

Que no podamos llevar a una mascota de la calle a nuestro hogar al verla en una situación delicada, ya sea porque tengamos muchos peludos, falta de espacio o porque donde vivimos no las admitan, no quiere decir que no los podemos ayudar.

Hay quienes dicen y soy fiel creyente de ello que no hacemos nada sintiendo pena o lástima si no decidimos actuar. Conseguir la manera de colaborar como podamos, no necesariamente esto requiere una inversión económica, sino la simple intención de generar un cambio. Algo que tuvo Nádia Rosângella cerca de su casa en Brasil, cuando observó una tierna escena que no pudo ignorar: un perrito callejero durmiendo en un nacimiento:

Nádia Rosângella

El pesebre navideño tenía algo inusual, en vez del niño Dios, había un perrito pequeño intentando descansar y seguramente encontrar calidez en horas de la noche. Esa que tanto disfrutamos en nuestros hogares y que ellos añoran.

“Me sorprendió. ¡Era tan hermoso! Una escena tan hermosa y pura”, dijo Nádia Rosângella a The Dodo.

Nádia Rosângella

Si bien Nádia no podía llevarlo a su casa, no dudó en tomarle una foto y mencionar la ubicación, con la intención de que la publicación se hiciera viral y alguien accediera a socorrerlo. Cosa que logró con cierta facilidad.

“Un amigo la encontró y se la llevó a casa. Me siento feliz y en paz sabiendo que está a salvo. Amo mucho a los animales y deseo lo mismo para todos”, dijo Nádia Rosângella a The Dodo.

Nádia Rosângella

Gracias al gesto de Nádia este amigo de cuatro patas tiene una nueva vida y por supuesto, cerrará este tormentoso 2020 de la mejor forma. Su regalo de Navidad será esta nueva familia que ya posa feliz con él.

Nádia Rosângella

Pareciera que el nacimiento donde decidió tomar la siesta, termino consiguiéndole “el milagro” de encontrar gente que lo quiera.

Puede interesarte