Por Diego Aspillaga
15 enero, 2020

«Billie the pidge», como fue bautizada, murió tras inhalar los gases que emanaban desde el gorrito que le pegaron en la cabeza. Desde el refugio de animales Lofty Hopes advirtieron que las aves afectadas por esta «broma» han sufrido mucho.

La gente del estado de Texas estaba encantada con la iniciativa.

Algún genio había decidido pegarles tiernos gorritos de vaquero a un número indeterminado de palomas locales. De un minuto a otro, las aves pasaron de indeseadas criaturas a populares y adoradas celebridades.

Lofty Hopes

Cientos de personas publicaron fotos de ellas con saludos vaqueros y referencias a antiguas películas western, todos se estaban divirtiendo con sus pequeños gorros que le daban un poco más de personalidad y color tanto  a los animales como a la ciudad.

Tiny Cowboy Hat Wearing Pigeon Near Trop & Maryland

The Vegas cowboy pigeons are real.: @kassandraqueenn/twitter

Posted by Las Vegas Locally on Monday, December 9, 2019

Todos se divertían menos las aves, las que están muriendo debido a la broma.

Lofty Hopes

Según el centro de rescate de palomas Lofty Hopes, una de las aves rescatadas tras ser afectadas por el bromista, bautizada como «Billie the Pidge» (una referencia al famoso vándalo de la era de los vaqueros, Billie the Kid), falleció luego de estar expuesta por mucho tiempo al olor del pegamento que mantenía a su gorro pegado a su cabeza.

Billie murió intoxicada. La «broma» terminó con víctimas fatales y desde el refugio de animales pidieron que este caso sea recordado para evitar que otras intervenciones humorísticas termines con la vida de más animales.

Lofty Hopes

Las palomas, explican desde Lofty Hopes, tienen un sistema respiratorio muy frágil y cualquier cosa que lo perturbe puede significar su muerte. 

«Estamos realmente tristes por su pérdida y siempre recordaremos su lucha. Tengan en cuenta que nuestros esfuerzos para encontrar al resto de las «Cowboy Pigeon»  continúa «, escribieron desde el refugio en una publicación.

Si bien «Billie the Pidge» no sobrevivió, dos de sus amigas afectadas por la misma situación, Cluck Norris y Coolamity Jane, están recuperándose luego de que un veterinario tuviera que cortarle las plumas de la cabeza para remover el letal sombrero. 

Lofty Hopes

Los animales no están para nuestro entretenimiento y no tienen por qué sufrir para que los humanos puedan reírse de ellos.

Esta broma podía parecer inofensiva y divertida pero terminó con la vida de un animal inocente y ha afectado a muchos más. 

Puede interesarte