Por Diego Aspillaga
13 mayo, 2020

Si bien el pequeño pudo no haber sido el más indicado para efectuar el rescate (¿por qué no lo hizo un adulto?), el niño no dudó en arriesgarse para salvarle la vida al pequeño animal. La heroica hazaña cautivó a cientos de miles de personas en todo el mundo.

No todos los actos heroicos provienen de superheroes con fuerza sobrehumana, reflejos felinos o poderes mágicos.

A veces ni si quiera provienen de adultos. A veces, las personas más valientes y heroicas son los percibidos más frágiles, los más inesperados.

Así lo demostró este pequeño niño que se volvió en el héroe favorito de cientos de miles de personas después de arriesgar su propia vida para salvarle la vida a un animal que había caído a un pozo.

Facebook: Animales Salvajes

El pequeño jugaba con sus amigos en su pequeña aldea cuando escucharon un débil chapuzón que provenía del pozo desde donde obtenían agua potable. Al revisar qué había causado la conmoción, los niños comenzaron a llorar desconsoladamente: un pequeño cachorrito, de no más de un mes de vida, había caído varios metros y ahora luchaba por mantenerse a flote.

No había tiempo que perder. Los niños llamaron rápidamente a los adultos de la aldea y les pidieron ayuda. Los hombres intentaron rescatar al animal usando la misma cubeta que utilizaban para sacar agua, pero no hubo caso: el tiempo se acababa y si alguien no bajaba a buscar al perrito, este no sobreviviría.

Facebook: Animales Salvajes

Si bien la solución al problema era clara, ahora tenían que decidir quién sería el valiente que bajaría. No podía ser una persona adulta porque su pesó lo haría muy difícil de bajar y subir con la cuerda. Tampoco podía ser un niño muy pequeño, por razones obvias. Tenía que ser un joven que tuviera el valor y la determinación de salvar una vida mientras ponía la suya en riesgo.

Sin tiempo para debatir ni decidir detenidamente, uno de los mismos niños que encontró al perrito decidió ofrecerse para rescatarlo de las aguas del pozo. Los adultos actuaron rápido y le hicieron un improvisado arnés con una gruesa cuerda y se prepararon para bajarlo.

Facebook: Animales Salvajes

Con mucho cuidado, un grupo de adultos comenzó a descender al pequeño héroe, quien no demostró miedo en ningún momento: su misión era salvar al perrito y lo haría sin importar las consecuencias.

Después de un descenso que se hizo eterno tanto para el joven como para los adultos que manejaban la cuerda, el pequeño llegó al fondo del pozo y pudo rescatar al animalito, el que ya se notaba cansado y agobiado por el esfuerzo de mantenerse a flote. El joven héroe había llegado justo a tiempo.

Facebook: Animales Salvajes

El niño tomó al perrito, lo ayudó a escupir el agua que había entrado a sus pulmones y después de calmarlo y calentarlo con su cuerpo, pidió que los subieran. Los adultos que esperaban arriba actuaron rápidamente y subieron al niño con cuidado y prisa.

Apenas lo vieron asomarse por el pozo con el perrito en brazos, la aldea entera celebró: este pequeño héroe, que había arriesgado su via cuando nadie más estaba dispuesto a hacer, había logrado salvarle la vida al pequeño perro.

El video de la hazaña, publicado por un perfil de Facebook llamado Animales Salvajes, se volvió viral de inmediato, con más de 550 mil personas aplaudiendo la heroica hazaña del pequeño y celebrando que el animalito pudo sobrevivir.

Facebook: Animales Salvajes

A veces, los actos más heroicos provienen de las personas más inesperadas, y este joven superhéroe así lo demostró.

Puede interesarte