Por Lucas Rodríguez
7 diciembre, 2021

El chico escuchó al cachorro llorando fuera de su casa, lo que hizo que él también se entristeciera. Esto terminó con los padres aceptando a su nueva mascota.

Una de las cosas que más se le celebran a los chicos, es que aún no están corrompidos por las muchas cosas que nos afectan a los adultos. Los chicos son puros, en el sentido de que van a pensar en ayudar a los demás sin pensar en medio en cómo esto podría afectarles o beneficiarles a ellos mismos. En ningún espacio se ve esto tan representando, como cuando vemos a nuestros pequeños interactuar con los animales. 

Así fue la historia de un chico que conoció a un perrito fuera de su casa.

@YasmineMR

Era cuando estaba caminando por la ciudad con sus padres, que el chico trabó amistad con un pequeño cachorrito callejero. En el primer video compartido por sus padres, se puede ver al chico jugando con el cachorro, demostrando que trabaron una amistad inmediata. Jugando al perseguirse, el cachorro y el niño demostraron lo rápido que se habían reconocido. 

@YasmineMR

Pero en los dos videos siguientes, podemos ver hasta dónde llega la amabilidad de este pequeño.

@YasmineMR

El siguiente video fue captado en mitad de la noche. En él, la escena no es tan jubilosa: podemos escuchar al chico llorando, esto porque del otro lado de su ventana lo está esperando nada menos que su amigo cachorro.

@YasmineMR

Es como si uno hubiera sentido la pena del otro: mientras que el cachorro llora porque extraña a su generoso amigo, así como también, porque debe pasar la noche en la calle, el chico llora porque comparte el sufrimiento del perrito. 

@YasmineMR

Cuando llegamos al tercer video, podemos ver el feliz final al que llegó la historia: el perrito ha sido adoptado por la familia del chico.

@YasmineMR

Ahora que son parte del mismo hogar, los dos mejores amigos pueden pasar sus tardes jugando con el mismo abandono con que lo hicieron cuando se conocieron. La gran diferencia en esta ocasión, es que una vez se cansen, o los padres del chico decidan que es hora de volver a casa, el cachorro ya no se quedará solito. 

Acompañado por su amigo, el perrito dormirá a resguardo de los elementos, así como lejos de la soledad que había conocido hasta ese momento. Todo gracias a la voluntad y compasión de ese pequeño, y su insistencia para que sus padres dejaran de lado lo práctico, y aceptaran darle ayuda a un pequeño animalito. 

Puede interesarte