Por Felipe Costa
25 noviembre, 2020

La pareja ha adoptado dos veces huevos abandonados, demostrando ser unos padres ejemplares y muy responsables.

La naturaleza es un mundo que por la eternidad nos conseguirá asombrar con sus peculiaridades y detalles. Muchas veces nos limitamos a observar únicamente el espectro humano y no nos entregamos un minuto para darnos cuenta de que aquellas cosas que como sociedad hemos hallado la forma de criticarnos, en el mundo animal se dan con total simpleza. Ejemplo de ello son las relaciones entre el mismo sexo.

Y es que pareciera aunque nos pareciera increíble, en el mundo animal las relaciones de pareja del mismo sexo son más comunes de lo que creemos, y ahora último, dos pingüinos de raza gentoo, machos adultos, desafiaron el “orden natural” y se han convertido en padres, no por primera, sino por segunda vez.

Polluelo pingüino – Sea Life

Sphen y Magic, son una pareja adorable. En 2018 durante la temporada de reproducción, armaron un nido en el zoológico australiano Sea Life. Lamentablemente la biología no les permitió reproducirse, pero eso no fue limitante.

Los cuidadores del zoológico les pusieron un peluche, al cual la pareja adoptó muy amablemente, pero no fue sino hasta que se lo cambiaron por uno de los huevos descuidados, algo que suele ocurrir durante la cría de huevos de pingüinos.

Luego de dos años, la familia estaba contenta, era dos padres muy felices y la polluelo Lara estaba desarrollándose increíblemente saludable. Fue entonces que llegó una nueva temporada de reproducción y apareció una nueva oportunidad para Sphen y Magic de ser padres nuevamente. Tal como se esperaba por parte de los encargados del zoológico, el nuevo huevo abandonado fue cuidado muy bien y dio a luz el mes pasado en la zona subantártica del acuario de Sea Life.

Polluelo pingüino – Sea Life

En un comunicado a  Star Observer, Sea Life menciona que en muchos casos las parejas de pingüinos no son muy buenas para cuidar de sus huevos, por lo que han tomado la decisión de darles la oportunidad, en esas ocaciones, de que parejas como Sphen y Magic tengan la oportunidad de adoptar un huevo para criarlo.

“Al igual que nuestros otros padres de Gentoo, Sphen y Magic son atentos e increíblemente cariñosos y nos sentimos privilegiados de tener un dúo tan increíble en nuestra colonia”.

–Kerrie Dixon, supervisora ​​de pingüinos del Sea Life Sydney Aquarium a Star Observer

Sphen con su polluelo – Sea Life

Desde el zoológico creen firmemente que  la pareja hace un muy buen trabajo, al igual que están sorprendidos con la independencia de Lara a sus 2 años, quien ya tiene una pareja que intentó ser padre este año, pero su huevo no eclosionó. Ahora están a las expectativas del próximo año, para ver si logran convertir a Sphen y a Magic en abuelos.

Puede interesarte