Por Monserrat Fuentes
11 octubre, 2018

Gómez se convirtió en el guardián de Morticia, ambos tuvieron que vivir en la calle, donde los tiempos difíciles los unieron creando una hermosa amistad.

Popularmente se dice que los perros y los gatos no pueden ser amigos y que son enemigos naturales, incluso existen dichos como “se llevan como perros y gatos” para hacer alusión a personas que no se llevan bien. Por supuesto, hay casos de canes y felinos que no congenian, pero también algunos que son amigos y que se ayudan mutuamente, como es el caso de Morticia y Gómez.

Un grupo de rescatistas recibió el llamado de un transeúnte que encontró a un pequeño perro mestizo de chihuahua junto a un gatito. Ambos convirtieron el espacio entre dos baños químicos en su hogar.

Los amigos fueron hallados en un club de fútbol en Hampton, Virginia (Estados Unidos) y llamaron la atención ya que ambos parecían cuidarse mutuamente y no se apartaban el uno del otro.

Saver of Souls Pet Rescue

Cuando el equipo de rescate llegó hasta el lugar, encontraron al perro bautizado como Gómez y la gata llamada Morticia acurrucados en la hierba.

Pese a que las intenciones de los voluntarios eran buenas, fue muy difícil llevarlos a un lugar seguro, ya que Gómez insistió en proteger a su amiga a toda costa.

“Están totalmente unidos, el perro gruñe si nos acercamos demasiado, así que hemos notificado el control de los animales y los estamos esperando”, escribió la persona que los encontró en las redes sociales.

Los dos, finalmente, fueron llevados a un refugio local y se les dio tiempo para que su dueño se presentara, pero hasta el momento nadie los ha reclamado.

Saver of Souls Pet Rescue

Tristemente, por políticas del refugio, no podían tenerlos juntos, pero Roberto, parte del personal del establecimiento no podía dejar de pensar en la gran amistad de los dos y que probablemente Gómez y Morticia nunca más estarían juntos.

“La mayoría de los refugios no pueden hacer que las parejas de amigos se adopten juntos”, dijo a The Dodo.

Por suerte para Gómez y Morticia, los trabajadores del refugio no querían separar a la pareja y organizaron citas de juego en una sala de reuniones donde siempre estaban felices de verse. Pasado un tiempo pudieron encontrar un hogar temporal que los recibió a ambos

Ahora, están felices viviendo juntos en un hogar de acogida, donde son cuidados con amor y paciencia. “Gómez es tímido con las personas cuando las conoce, pero se anima rápidamente. Él realmente se abre cuando Morticia está cerca”, agregó Roberto. “Ambos son más felices y más abiertos cuando están juntos que cuando se encuentran con personas individualmente”.

Saver of Souls Pet Rescue

La parejita espera por un hogar definitivo que pueda amarlos por siempre.

Puede interesarte