Por Monserrat Fuentes
3 febrero, 2020

Demostró que madre no es quien da a luz, sino quien cría.

Lo que se conoce como el instinto maternal no sólo se da en los humanos, sino que también en los animales, quienes pueden llegar a sorprendernos con grandes lecciones de amor incondicional que traspasa inclusive a las especies. Como es el caso de una perrita que adoptó a una gatito bebé que estaba destinado a morir.

Cuando la madre perruna descubrió que un gatito se encontraba tan indefenso como sus cachorros, el instinto maternal fue mucho más fuerte y simplemente no pudo permitir que el felino quedara a la deriva.

Georgia Spathoula/Facebook

Por eso, sin pensarlo dos veces lo adoptó como si fuera uno más de sus hijos.

Su dueña, una mujer griega llamada Georgina Spathoula, compartió la enternecedora historia en Facebook, “vi a un gatito atado a una bolsa maullando y desesperado por ayuda a causa de algunos descerebrados que lo habían abandonado para encontrar una muerte trágica”, escribió Georgia en la red social.

Georgia Spathoula/Facebook
Georgia Spathoula/Facebook

La perra alimentó al gatito con su propia leche, amamantándolo y preocupándose por él de la misma forma en que lo hacía por sus bebés.

“Sin ningún reparo, ella se dispuso a amamantar al gatito. Afortunadamente, la naturaleza se ha asegurado de que los animales sean más tiernos que los humanos”, añadió la mujer, alabando el actuar de la perra.

Georgia Spathoula/Facebook
Georgia Spathoula/Facebook

Desde que Georgina compartió el video en internet,  ganó mucha atención debido a la ternura que causa, ya que muchas personas se vieron conmovidas con el gran acto de amor que realizó la canina, dando una valiosa lección de maternidad.

Tenemos tanto que aprender de los animales, sabemos que este tipo de actos no solo se ha dado entre animales domésticos, también hay casos de grandes lazos de amistad entre especies impensadas y de madres que adoptan a animales de un especie completamente opuesta a la suya.

Mira aquí el video.

.

Puede interesarte