Por Catalina Maldonado
10 agosto, 2020

El perro Typhoon recibió severas picaduras de abejas por defender a su dueña y a la madre de esta. «Siempre tuvo un instinto protector y se quedó allí, cerca de nosotros. Para mí fue un héroe», afirma Luana, ama del perrito.

Todos sabemos que las abejas es una de las especies que deben tratadas con mucho cuidado, ya que son parte importante de nuestro ecosistema y son una maravilla de la naturaleza. Sin embargo, no se caracterizan por ser muy amigables y en ocasiones extremas, pueden ser un peligro. 

Así le sucedió a una familia que fue a un parque en Brasil para pasear a sus perros y se encontró con un enjambre de abejas que fue directo a atacarlos cuando se estacionaron en el lugar. Pero, uno de los canes arriesgó su vida por salvarlos. 

Luana Iara Evaristo Vieira

El percance ocurrió cuando dos mujeres, la abogada de 38 años Luana Iara Vieira y su madre de 72 años, se disponían a jugar con sus caninos: Beck, el peludito de cuatro años y Typhoonm de siete años.

Todo iba bien, hasta que apenas abrieron las puertas del auto, un enjambre de abejas aparecieron pata atacarlas. Fue la mujer de edad avanzada la primera en gritar que las abejas habían llegado, pero de inmediato los insectos llenaron el cuerpo de la familia.

“Ni siquiera pude sacar mis cosas del auto y llegaron las abejas. Incluso pensé que íbamos a morir aquí” dijo Luana.

Mientras la situación se tornó en una verdadera pesadilla, Beck huyó despavorido intentando librarse de las abejas, pero el fiel Typhoon se mantuvo al lado de sus dueñas, hasta que ya no pudo resistir los fuertes ataques por defenderlas.

Luana Iara Evaristo Vieira

El perrito quedó gravemente afectado. Tuvo que ser trasladado de emergencia a un centro veterinario, donde finalmente el valiente Typhoon perdió la vida tras recibir 200 picadas de abejas. 

Luana Iara Evaristo Vieira

“Siempre tuvo un instinto protector y se quedó allí, cerca de nosotros. Para mí fue un héroe”, afirma la dueña del perrito.

Luana Iara Evaristo Vieira

En cuanto a Beck, el perro que logró escapar del ataque, fue encontrado en una calle cercana cuando intentaba ingresar a un edificio, que también fue medicado por las picaduras pero se salvó.

Luana y su madre ya se encuentran fuera de peligro, recuperándose en casa tras la triste experiencia que les arrebató a su mejor amigo peludo que pasará a la historia por su valentía y fidelidad.

¡Vuela alto valiente perrito!

Puede interesarte