Por Daniela Morano
2 abril, 2019

Ken-kun no puede entregar vuelto pero sí mejorar un mal día con su adorable cara.

¿Se imaginan si cada vez que fueran a comprar comida un perro en vez de una persona malhumorada los atendiera? De seguro la calidad de vida mejoraría mucho. Quizás demasiado. En Japón, como es de esperarse, ya están experimentando con esta ingenioso plan para mejorar sus ventas gracias al perro de raza shiba inu llamado Ken-kun.

Ken-kun tiene tres años pero una larga carrera como vendedor. Así lo demostró un usuario en Twitter quien recientemente compartió un video del adorable shiba atendiendo un puesto de comida en Hokkaido.

Cuando alguien se acerca a comprar batatas fritas dulces ahí está Ken-kun, con su bello rostro esperando a sus potenciales clientes.

Tabelog.com
Tabelog.com

¿Pero y qué hace aparte de ser el manager del local? Pues nada. «犬の焼き芋屋» es sólo autoservicio, así que la gente lo único que debe hacer es abrir la caja blanca al frente, escoger sus papas y dejar el dinero en un agujero mientras Ken-kun supervisa.

Una sola papa cuesta 100 yens, alrededor de $1 dólar.

Tabelog.com
Tabelog.com
Tabelog.com

Ahora, si alguien es tan malvado como para pensar en llevarse la comida sin pagarle a Ken-kun, nada pasará aparte del remordimiento que sentirán el resto de sus vidas. Ken-kun no es agresivo así que no saldrá persiguiendo a sus enemigos.

De hecho, un cartel anuncia que «como soy un perro, no puedo darte cambio», así que si piensan pagar con un billete de $50 dólares, mejor llévense el equivalente a $50 dólares en papas.

Además, estarán ayudando a Ken-kun a financiar su propio alimento.

Tabelog.com

En cuanto a sus horarios de trabajo, no se preocupen. El manager tiene sus paseos al aire libre todos los días.

Puede interesarte