Por Ignacia Godoy
22 noviembre, 2016

Advertencia: son imágenes bastante fuertes.

Estados Unidos consume cerca de 120 kilogramos por año de carne. Australia lo sigue con 111, y Las Bahamas con 109. En Latinoamérica, Argentina es el consumidor número uno con 98 kilos de carne roja durante los 365 días. Estas cifras te parecerán solo eso, cifras, pero la verdad es que hay personas que intentan hacerte dar cuenta que no solo significan eso.

El fotógrafo Anja Grundboeck decidió marcar una diferencia e intentar que las personas comieran menos carne de la que actualmente consumen. La razón: los humanos y animales son seres vivos con los mismos derechos y condiciones, por lo tanto nuestro comportamiento con ellos sería más que cuestionable a nivel ético y moral. 

Anja Grundboeck
Anja Grundboeck

Bajo el lema «Hacer a la gente ver», Grundboeck creó una serie de imágenes donde los seres humanos son torturados al mismo nivel que los animales.

Anja Grundboeck
Anja Grundboeck

Cada una demuestra por lo que pasan cuando queremos sacarles la carne y nos convertimos en «amantes» de ella.

Anja Grundboeck
Anja Grundboeck

Debo decir que son imágenes fuertísimas y no sé si aptas para todo el mundo…

Anja Grundboeck
Anja Grundboeck

Pero la verdad es que tampoco lo son las que muestran a los animales brutalmente asesinados por un pedazo de bife.

Anja Grundboeck
Anja Grundboeck

«Hace unas cuantas décadas atrás, la carne estaba en el plato, apenas una vez a la semana. Ahora se ha convertido en una costumbre. Su consumo ha crecido tanto que las maneras de obtenerla han tenido que cambiar»

-Dice Anja Grundboeck en su página web

Anja Grundboeck
Anja Grundboeck

Y esos métodos son los que se han vuelto más torturadores hacia los animales y el objetivo de este trabajo, entonces, es detener eso.

Anja Grundboeck
Anja Grundboeck

¿Qué te parecen estas imágenes? ¿estás de acuerdo con Anja Grundboeck?

Anja Grundboeck
Anja Grundboeck

 ¿Qué opinas?

Puede interesarte