Por Josefa Velasco
24 marzo, 2020

¡Me pareció haber visto un lindo gatito!

Las confusiones son típicas en nuestra vida cotidiana, la psicología define estos errores como la disminución de la actividad consciente y creen que muchas veces pude deberse a pérdidas de orientación o de memoria de una ligera obnubilación, estado de una persona que sufre una pérdida pasajera del entendimiento o la capacidad de razonamiento.

Será eso lo que les ocurrió el pasado lunes a los trabajadores del refugio para gatos ubicado en Shropshire, Inglaterra. Quienes se percataron que el «gatito» que había llegado de un refugio cercano, era nada más ni nada menos que un pequeño cachorro de zorro.

Cuan Wildlife Rescue

Este tipo de confusiones son más habituales de lo que pensamos, ya que estos pequeños mamíferos suelen nacer durante los meses de febrero y marzo, con sus orejas dobladas, un pelaje esponjoso y con sus caritas aplastadas, por lo que suelen tener un parecido sorprendente con cachorros de gatitos.

«A menudo se piensa que son gatitos ya que no se parecen en nada a un zorro. Hemos tenido algunos en el pasado que pueden tener uno o dos meses que la gente ha criado y luego se dan cuenta de que no es un gato».

–Dijo a The Dodo Fran Hill, gerente de  Cuan Wildlife Rescue . 

Que estos cachorros se separen de sus madres es menos raro de lo que creemos, ya que constantemente las madres, salen a revisar el perímetro en busca de posibles amenazas para su familia.

«La zorra a veces mueve a sus cachorros si se siente preocupada por su posición actual. Ella los lleva uno por uno al nuevo destino. Si la molestan o la desafían, puede dejar caer al cachorro».

–Explica Fran Hill, gerente de  Cuan Wildlife Rescue .  a The Dodo

Cuan Wildlife Rescue

El refugio transfirió al cachorro a Cuan Wildlife Rescue, donde se examinó y determinó que, excepto por un pequeño rasguño en su nariz, el animal se encuentra en perfectas condiciones. Ya lleva una semana desde su rescate, y al pequeñín le ha ido muy bien, sin embargo ha demandado mucho tiempo a los voluntarios para mantenerse fuerte y saludable.

El diminuto cachorro debe ser alimentado 3 veces por hora hasta la medianoche y vuelve a empezar a las 6am, lo que significado un gran trabajo para quienes deben cuidar de él.

«Ahora se alimenta con una botella, pero es probable que comience a lamer pronto. Maduran rápidamente».

–Dijo Fran Hill, gerente de  Cuan Wildlife Rescue. a The Dodo

De llegar otro cachorro de zorro al refugio los dos serán puestos juntos para que ambos puedan crear un vinculo, y así desarrollar las habilidades necesarias para poder ser liberados de vuelta en su hábitat.

Por el momento esperamos que ese pequeño zorrito crezca fuerte y sano, para que así algún día pueda volver a la naturaleza y reencontrase con su madre, quien seguro no ha dejado de pensar en él desde que le perdió la vista.

Puede interesarte