Por Cristofer García
2 septiembre, 2020

Joey no perdió la esperanza de encontrar una familia y su espera rindió frutos. Sus cuidadores lloraron al despedirlo.

Aunque tarde, muchos perros abandonados logran ser adoptados. Ese es el caso de Joey, un peludo que pasó 500 días en un refugio antes de conseguir una familia que la llevara a su hogar. La espera ha valido la pena.

Esto ocurrió en Niagara Falls, Nueva York, al norte de Estados Unidos, donde se encuentra el refugio, el cual celebró que por fin encontrara a los seres queridos que tanto esperó.

Sociedad para la Prevención de la Crueldad contra los Animales en el condado de Niagara

Se trata de una pareja de esta localidad que conoció a Joey y crearon un gran vínculo. Quien es ahora su nueva madre, comenzó en ese momento a compartir la historia de Joey para que alguien más la llevara a casa. Sin embargo, al ver que esto no ocurría decidió tomar el asunto por sus propias manos y adoptarlo.

Joey manifestó desde un principio mucho cariño por la pareja, como si se tratara de amor a primera vista. Era como si el destino lo unió para que estuvieran juntos de una vez por todas.

Por ello, los trabajadores de la Sociedad para la Prevención de la Crueldad contra los Animales organizaron una despedida para la mascota, para terminar de cumplir su sueño.

Sociedad para la Prevención de la Crueldad contra los Animales en el condado de Niagara

“El momento que todos hemos estado esperando. Después de más de 500 días en el refugio, Joey finalmente encontró su hogar para siempre”, informó en su cuenta en la red social Facebook la oficina de la Sociedad para la Prevención de la Crueldad contra los Animales en el condado de Niagara.

Sociedad para la Prevención de la Crueldad contra los Animales en el condado de Niagara

En el video se puede apreciar a Joey junto a todos sus amigos en una fiesta de celebración. Vestía collares hawaianos, a la vez que también comían un delicioso almuerzo. Finalmente Joey fue cargado en los brazos de su padre, se montaron en su automóvil y no miraron de nuevo hacia atrás, ya está en su nuevo hogar.

Puede interesarte