Por Lucas Rodríguez
10 septiembre, 2021

Durante días y días una mujer de edad avanzada que vive en João Pessoa, Brasil, perdía la esperanza sobre reencontrarse con su mascota. Cuando un refugio la citó, ella no pudo evitar verse desbordada por la felicidad.

Dejando de lado la pérdida de un familiar, o una tragedia tan grande como improbable como lo puede ser perder un hogar en un incendio, dentro de los problemas “comunes” con los que las personas podemos llegar a tratar, de seguro que en el primer lugar se encuentra despertarnos una mañana y darnos cuenta que nuestra querida mascota ya no está en casa. 

@petshopestados

No es tanto la falta del cachorro lo que duele (que nadie dice que no lo haga, y mucho), sino que la idea de tener que pensar que ese animalito con el que nos despertamos por las mañanas, ahora está teniendo que valérselas por sí mismo en alguna calle fría. Puede que incluso haya sufrido algún accidente. 

@petshopestados

Todo eso suele pasar por la mente de quienes han perdido una mascota. Es por eso que recuperarlas es algo tan satisfactorio: no solo se trata de recobrar el vínculo que nos separa con ellas, sino que también pone a descansar a nuestra mente. Podemos dejar de pensar en modo catástrofe. 

Algo así debe haber estado pasando por la cabeza de una anciana perteneciente a João Pessoa, en Brasil.

@petshopestados

El breve video muestra nada menos que el momento en que la mujer de edad recibe en sus brazos a un pequeño perrito de raza maltés y algo más. Al abrazarlo, vemos que la mujer no puede de la felicidad. Es solo al leer la descripción del video que nos enteramos que lo que estamos viendo es el final del angustioso periodo de separación entre dueña y mascota. 

@petshopestados

Esto explica por qué la mujer rompe a llorar a los pocos segundos luego de darle el primer abrazo a esa mascota.

@petshopestados

La tienda de mascotas que se encargó de rescatar al perrito contó un poco de la historia:

“Al encontrar al cachorro, decidimos darle la bienvenida a nuestra tienda con la certeza de que encontraríamos a su tutor. La emoción se apoderó de todos aquí y estamos completamente agradecidos por este reencuentro”

–Pet Shop Estados por Instagram

El reencuentro de la mujer con su perrita fue un momento que debe haber reforzado el compromiso de quienes trabajan en esa tienda. Dedicarse al cuidado de los animales tienen más que ver con un compromiso y amor por los peludos, que algo de pensar en hacerse dinero. Es por momentos así que uno se dedica a algo así. 

 

 

Puede interesarte