Por Luis Aranguren
13 enero, 2021

En Australia este dragón de bosque se fue transformando gradualmente en el sexo contrario, no quería tener hijos que no fuesen con su primer amor.

Al parecer el concepto de amor y monogamia que manejamos los seres humanos no es exclusivo de nuestra especie. Pues hay animales que también se enamoran y parece que cuando deciden estar con alguien, es para toda la vida.

Un ejemplo de esto ocurrió en el Acuario Sea Life de Melbourne, Australia, en donde los científicos se sorprendieron al ver que uno de sus especímenes había cambiado de sexo.

Sea Life Melbourne

Para ser específicos, un dragón del bosque hembra se había transformado en varón con el paso del tiempo. Si bien esto ha ocurrido antes, es algo bastante raro en los reptiles y para este equipo es su primera vez observando esta situación.

 “Un evento extremadamente raro ocurrió en el Sea Life Aquarium en Melbourne cuando el equipo determinó que el dragón del bosque de Boyd había cambiado de hembra a macho.  El cambio de sexo en los reptiles es raro y el equipo cree que esta es la primera vez que se observa en esta especie”.

–Sea Life Melbourne a través de susitio web

Sea Life Melbourne

De inmediato al darse cuenta de lo que ocurría comenzaron a hacer estudios, y es que desarrolló rasgos completamente masculinos como un color amarillo y cresta pronunciada. Aunque el primer cambio fue dejar de poner huevos, su cuerpo expresaba que ya no era del sexo femenino.

“Realizamos un examen de ultrasonido para determinar qué órganos reproductores estaban presentes. Sorprendentemente, descubrimos que ya no había tejido ovárico presente y que se habían desarrollado testículos maduros. Esto nos confirmó que, de hecho, se había producido un cambio de los órganos reproductores femeninos a masculinos contra todo pronóstico “.

–Sea Life Melbourne a través de su sitio web

Sin duda quedan muchos estudios por hacer, ahora intentan determinar su poder evolutivo para permitirle cambiar de sexo a placer. Ellos le atribuyen este cambio a la pérdida de su pareja, lo que pudo ocasionar que no quisiera tener que reproducirse más.

Sea Life Melbourne

Sin duda es una prueba de fidelidad bastante grande, tanto que serviría para cambiar por completo su sexo. 

Esperemos que entre tantos estudios pueda encontrar tranquilidad, si de verdad la pérdida de su pareja motivó este cambio puede estar sufriendo algún tipo de duelo. Seguro quiere tranquilidad y poder disfrutar algo de su nueva vida como un dragón del bosque macho.

Sea Life Melbourne

El mundo no para de sorprendernos, los reptiles son el futuro del mundo pues pueden elegir cuándo reproducirse.

Puede interesarte