Por Luis Aranguren
16 abril, 2019

Su paladar estaba hendido y probablemente le falte un ojo, sin embargo esto no fue impedimento para quienes decidieron salvarlo.🐱

Mientras caminaban por las calles de Texas un grupo de personas pudo observar a un gatito que se encontraba maullando desesperado. De forma rápida contactaron a Rachel Lienemann, la directora de Fuzzy Texan Animal Rescue, quien rápidamente salió con su grupo de rescate a salvar al pequeño gato, pues tenía necesidades especiales.

El gatito se encontraba solo en un callejón, luchando por vivir junto a su pequeño hermano que por mala suerte no sobrevivió al abandono. El minino tenía graves problemas pues su hocico no era común, lo que dificultaba su respiración y alimentación.

«Tiene una hendidura en la parte frontal de su paladar duro, un labio hendido unilateral, nació sin una nariz funcional y lo más probable es que le falte el ojo derecho».

-Rachel Lienemann

Fuzzy Texan Animal Rescue

Con una sonda, la directora del centro de cuidado pudo alimentar al pequeño, quien se comportó como un verdadero héroe pues durante la noche consumió 0.7 onzas. Esto representaba un reto para Rachel, quien primero se planteó una meta de 24 horas, luego planteó que el gato viviera una semana hasta que el peligro pasó y al fin pudo sentirse tranquila.

Fuzzy Texan Animal Rescue

Y en alusión a su rostro, bautizaron al gato como «el bebé Voldemort», aunque para nada era un villano pues se era un amante de las caricias, y maullaba tiernamente cuando tenía hambre. Lentamente estaba recuperando la vitalidad que no parecía tener al momento de ser rescatado.

«Es atrevido. Si llego un par de minutos tarde para alimentarlo por la noche, me lo hará saber. A él le encantan las caricias»

-Rachel Lienemann

En una entrevista hecha por LoveMeow, Rachel aseguró que ya Voldy se encuentra fuera de peligro pues pasó de pesar 63 gramos a más de 100 y continúa en aumento. Por ahora el gatito se encuentra en visitas constantes con los veterinarios, quienes evalúan las opciones con respecto al tema de su respiración pues el aire entra por su boca y eso dificulta la hora de la comida.

Fuzzy Texan Animal Rescue

Su alimentación por ahora es a través de una sonda, debido a su paladar hendido otra forma de alimentación podría acabar con su vida.

Fuzzy Texan Animal Rescue

Los veterinarios han dicho que al «bebé Voldemort» le queda una grandiosa vida por delante y su estado de salud mejora cada día. Una gran muestra de cómo el amor y el cuidado pueden dar vitalidad a cualquier ser vivo que lo necesite.

Puede interesarte