Por Antonio Rosselot
20 julio, 2020

Cuando Justin rescató a YipYip de un gélido río en Saskatchewan (Canadá), lo encontró inconsciente y sin respirar. El joven lo salvó con CPR, lo cuidó y lo hizo su compañero de viaje y tripulación mientras le gestionaba un nuevo hogar.

Hace cerca de una semana, la organización Wildlife Rehabilitation Society de Saskatchewan (Canadá), se volcó a sus redes para contar una inspiradora historia protagonizada por un balsero y un pequeño cachorro de coyote.

De acuerdo a la publicación, Justin estaba haciendo un viaje de varios días en balsa por los ríos Red Deer y South Saskatchewan, cuando de repente escuchó un ruido que le llamó la atención, cerca de una ribera.

Explor8ion

Justin dijo que sonaba como a una pelea de perros, así que estacionó su balsa y se bajó a investigar. No vio nada y volvió a su balsa para pescar.

Unos minutos después, mientras pescaba, escuchó un chillido que venía del agua y ahí es cuando vio a un animal nadando en las aguas turbias. Su nariz apenas estaba sobre la superficie, así que Justin supo que debía actuar lo antes posible.

WRSO Saskatchewan

Si bien el mismo Justin terminó en las gélidas aguas tratando de rescatar al pequeño, logró rescatarlo y subirse a la lancha antes de que se fuese a la deriva. Ahí es cuando se dio cuenta de que había salvado a un pequeño coyote.

El tema es que el animal estaba inconsciente y parecía no estar respirando, por lo que Justin usó todos sus recursos para salvarle la vida: le hizo respiración boca a boca y una pequeña maniobra de Heimlich para que botara el agua que tenía dentro.

Al cabo de un par de repeticiones, el pequeño estaba respirando de nuevo.

WRSO Saskatchewan

Una vez que el coyote se estabilizó, Justin siguió camino en su expedición. Le quedaban 10 días de viaje, y el destino quiso que este tierno coyote, bautizado como YipYip, fuese su compañero de andanzas: cenaban juntos, pescaban juntos y se acurrucaban para paliar el frío. Justin lo cuidó durante toda la expedición.

Eventualmente, ambos llegaron a un sector con cobertura telefónica y Justin aprovechó de llamar a su esposa para que lo ayudara a gestionar un nuevo hogar para YipYip. Finalmente dieron con la organización WRSO Saskatchewan, a quienes entregaron al pequeño coyote.

WRSO Saskatchewan

YipYip ya está siendo cuidado y querido por Melanie, su rehabilitadora. Una vez que ya esté lo suficientemente sano y crecido, será devuelto a su hábitat natural.

Sin embargo, no hubiese tenido esta oportunidad de no ser por Justin, que no dudó en ayudar a un pequeño animalito y salvarle la vida, además de sacarlo a pasear en el proceso.

WRSO Saskatchewan

¿Qué mejor?

Puede interesarte