Por Diego Cid
13 enero, 2017

«Nada hasta mí cuando me empiezo a ir y golpea mis piernas para que la tome en brazos».

Mucha gente tiene un miedo enorme hacia los tiburones. Puede ser por la fama que tienen de devorar humanos, aunque en realidad esto sea un miedo causado por las películas y la posibilidad real de que te ataque un tiburón es mucho menor a la de morir impactado por un rayo. De todas formas, son depredadores con los que hay que tener mucho respeto.

Ricks Dive School

Rick Anderson es un instructor de buceo en Australia, que tiene una amiga muy especial.

Cada vez que se sumerge en el mar, es recibido por la que llama su «amiga». Una tiburón de Puerto Jackson que se abraza a él cada vez que lo ve.

Ricks Dive School

«Empecé a jugar con ella hace siete años cuando era sólo una cría de 15 centímetros.Me acerqué con cuidado para no asustarla, y le hice cariño con cuidado. Una vez que se acostumbró a mí, la sostendría en mis manos y le hablaría con suavidad a través de mi regulador».

Ricks Dive School

«En las siguientes temporadas, me reconocería y se acercaría para una caricia y abrazo. Se acostumbró cada vez más, hasta el punto de que nada hasta mí cuando me empiezo a ir y golpea mis piernas para que la tome en brazos».

Ricks Dive School

«La mayoría de los buzos que ven esto por primera vez no lo pueden creer. No la alimento a ella ni a ningún otro tiburón con los que juego. Los trato como si fuesen un perro».

Ricks Dive School

Rick también interactúa con otras especies.

Ricks Dive School

Pero ningún otro es como su especial amiga.

Ricks Dive School

¿Qué te ha parecido esta simpática amistad?

Puede interesarte