Por Yael Mandler
14 octubre, 2015

Quién mejor para estar a su lado en uno de los días más importantes de su vida

Justin Lansford vivió la tragedia y crueldad de la guerra en carne propia. Durante 2012, cumplía deberes como militar estadounidense en Afganistán, que terminaron abruptamente con la amputación de su pierna izquierda. De vuelta en su país, la organización Warrior Canine Connection lo juntó con Gabe, un perro lazarillo que conquistó su corazón. 

Este Golden Retriever ha ayudado a Justin con su desorden de estrés postraumático y se ha convertido en uno de los pilares fundamentales en su recuperación y en lo que ve como su vida para el futuro. Carol, su novia, ha sido el otro. Por eso, cuando le pidió matrimonio a ella, no pensó en nadie más que Gabe para que fuese su padrino.11224430_427362444141355_3978473791591618655_n

WCC Gabe II

Gabe ha estado presente en todo el noviazgo, incluso ayudó a Justin con la propuesta. No preparó la despedida de soltero, pero a cambio de eso ha estado presente en todos los preparativos hasta el minuto mismo del “Sí, acepto”.

12109258_427362424141357_438626421211360844_n

WCC Gabe II

Le dio incluso el beso de cábala a la novia antes de irse al lado de su amo, mejor amigo y compadre.

12066069_427362404141359_3728573626646373457_n

WCC Gabe II

Ahora espera que los tres puedan vivir felices para siempre y disfrutar de la vida que, a pesar de la tragedia, fue capaz de formar la más linda amistad.

service-dog-best-man-808x500

Brad Hall Studios

¡Vivan los novios!

Puede interesarte