Por Monserrat Fuentes
10 noviembre, 2017

Aún esperaba a sus dueños en el mismo lugar donde lo abandonaron.

Por alguna razón que aún no logro comprender, cuando muchas familias se mudan dejan a su perro abandonado en la casa anterior, creyendo que el animal es algo que simplemente pueden dejar a la deriva en ese lugar. Es realmente lamentable y muy cruel, pero aún en estos días sigue sucediendo.

En este caso, una familia, decidió cambiarse de casa sin considerar dentro del nuevo espacio a su viejo perro de 11 años. Sin el más mínimo remordimiento lo dejaron solo mientras ellos emprendían viaje.

Hope Fot Paws

Afortunadamente, vecinos se dieron cuenta de lo sucedido y acudieron aun equipo de ayuda para animales, el grupo Hope For Paws recibió la llamada y sin dudarlo acudió al lugar.

Una vez allí, el perro se encontraba esquivo y asustado, tanto que salió arrancando hacia otro lugar, pero como personal de la protectora de animales creía que el perro se encontraba viviendo en su viejo hogar esperando que sus dueños volvieran, decidieron esperar en el lugar.

Hope Fot Paws
Hope Fot Paws
Hope Fot Paws

No se equivocaron, tiempo más tarde el perrito volvió a la casa y ahí pudieron capturarlo para llevarlo a un lugar más seguro.

Después de realizarle Rayos X para comprobar su estado de salud, pudieron notar que dentro de su estómago había bultos, resulta que Stewie, como lo llamaron, estuvo alimentándose de piedras, ya que no tenía nada más para comer.

Hope Fot Paws

Afortunadamente, las piedras fueron removidas y Stewie ahora se encuentra viviendo en un hogar temporal esperando que alguien lo adopte.

No te lo pierdas