Por Constanza Suárez
4 octubre, 2018

El fanatismo del “Indiana Jones francés” lo ha llevado a buscar animales abandonados por más de dos décadas. Él ha sido su héroe y ahora se dedica a crear consciencia.

En una casa en el río Loira, en Couëron, al oeste de Francia, una cobra vive en la mesa de café, una tortuga de 50 kilogramos recorre el jardín y un cocodrilo de dos metros duerme en la cama del dueño, mientras que otra mira cómo un guardián desde la puerta.

Durante dos décadas, Philippe Gillet, un fanático de los reptiles de 67 años, ha acumulado una colección de más de 400 animales – que le podrían causar fobia a cualquiera-, incluyendo serpientes de cascabel, tarántulas, lagartijas y otras especies salvajes en su casa. Sin ningún tipo de problema, de hecho lo llaman el Indiana Jones francés.

REUTERS

“Ven aquí y hazlo rápido”, ordena a sus dos caimanes, Ali y Gator. El par fue rescatado de una granja de cuero. La mayoría de sus mascotas fueron abandonados o donados. Con todos ellos hace road shows, para crear consciencia sobre los reptiles.

REUTERS

“Creo que es injusto tratar a estos animales como lo hacemos porque no los entendemos”, explicó el hombre a Reuters luego de alimentar a sus caimanes con pollo. Luego agregó: “No los entendemos, los odiamos, creemos que son horribles. Pero cuando los conocemos, puedes llamarlos, decirles que vengan y coman algo, por ejemplo “.

Si se preguntan cómo lo hace para no hacer enojar o asustar a sus vecinos, la verdad es que Philippe confesó que a los lugareños no les importan sus inusuales mascotas y regularmente toman un café, a sabiendas de que las serpientes más peligrosas se mantienen en una habitación detrás.

REUTERS

Sin embargo, el departamento de bomberos local debe seguir una importante instrucción: no deben entrar a su casa durante una emergencia.

Al entrar en el hogar de Philippe, la adoración por los animales es notoria. Objetos inspirados en cebras que decoran las paredes, pequeñas figuras de animales en una vitrina y imágenes explicativas de distintas especies colgadas por los espacios. Es toda una experiencia conocer la vida entera de este francés.

REUTERS

Mira un fascinante video sobre la vida de Philippe Gillet:

Puede interesarte