Tal como una vecindad de humanos, unos jóvenes en Brasil han creado pequeños hogares que pueden darle techo a varios callejeros en lugares estratégicos de su ciudad. Incluso se puede colaborar con esta noble causa.

La pandemia por coronavirus aún nos mantiene dentro de casa para cuidarnos a nosotros y a los demás del contagio de este virus. Pero mientras nosotros estamos acobijados bajo un techo, hay muchos perros y gatos de la calle que deambulan sin entender qué ha pasado con los humanos.

Por eso, un grupo de voluntarios de Brasil dedica su tiempo libre a una causa noble y que se ha necesitado en estos tiempos: la construcción de refugios para perros que no tienen hogar. 

Júlio César Bucoski

En la ciudad de Tijuca, ubicada en la Avenida Hercílio Luz, se ha construido el primero «cãodomínio», una especie de condominio dedicado especial para perros abandonados.

Uno de sus creadores, Júlio César Bucoski, dijo a medios locales, que está será la primera «casa de perro», y que el objetivo es construir más casas, que se ubicarán en lugares estratégicos de la ciudad donde hay más presencia de callejeros.

Júlio César Bucoski

Lo adorable de esta particular construcción es que no se hacen casas separadas de animales, sino que se crea una sola gran construcción pero con separaciones en su interior y diferentes entradas. Tal como un condominio.

Las primeras casas que se construyeron en el centro de Tijuca fueron pensadas para seis perros. En cuanto al financiamiento Júlio comentó: «Compramos las baldosas con dinero de nuestro bolsillo y recibimos donaciones de madera. Los propietarios de El Fortin Club van a donar las pinturas para el toque final».

Facebook Júlio César Bucoski

La acción impulsada por estos nobles voluntarios dice que estas casa serán el nuevo hogar de perros que han vivido en el área por más de 4 años y que ahora se encuentran más solitarios que nunca.

Colaborar

Tal como decía Júlio, muchas de estas solidarias acciones son financiadas de sus propios bolsillos, por lo que recibir una ayuda externa para esta labor no está de más, de hecho es muy bien recibida.

Júlio César Bucoski

Cualquier persona que esté interesada en contribuir con el proyecto, puede comunicarse con el WhatsApp (48) 9 9923 0747 , que ya está habilitado.

Acciones que llegan al alma en momentos como estos.

Puede interesarte