Por Juan David Montes
31 agosto, 2016

Su próximo proyecto es una prótesis de brazo.

Calexis y Calramon Mabalot tienen un pasatiempo que todavía es poco convencional entre otros niños de su edad. Después de ver la película Big Hero 6, en ambos despertó la curiosidad por la creación de objetos con una impresora 3D. Los hermanos, que viven en California, asistieron al laboratorio de innovación de la biblioteca de San Diego, donde conocieron a Nick Sissakis, un maestro de secundaria que nació sin su mano derecha.

Captura de pantalla 2016-08-31 a las 5.17.31 p.m.
NBC San Diego

Los hermanos Mabalot trabajaron con la ayuda de otros miembros de este laboratorio de innovación para crear una prótesis que Nick pudiera usar.

Captura de pantalla 2016-08-31 a las 5.17.47 p.m.
NBC San Diego

Con el uso de escáneres 3D, pudieron diseñar un prototipo funcional.

Captura de pantalla 2016-08-31 a las 5.18.53 p.m.
NBC San Diego

Cuando Nick usó la prótesis fue capaz de alzar una botella plástica. Así le contó la experiencia a NBC San Diego:

“La semana pasada fue la primera vez que alcé algo y la avalancha de emociones que me atravesó fue asombrosa”.

Captura de pantalla 2016-08-31 a las 5.17.51 p.m.
NBC San Diego

Nick también usó la prótesis para tomar de la mano a su hija.

Captura de pantalla 2016-08-31 a las 5.19.00 p.m.
NBC San Diego

Una de las ventajas de la impresión 3D es el bajo costo de producción. El de Nick es apenas un caso entre muchos de personas que simplemente no cuentan con los recursos para pagar por una prótesis:

“La prótesis que me interesaba comprar en el pasado costaba 60.000 dólares. Las compañías aseguradoras se niegan a pagar eso, tendrías que hacer una colecta de dinero para obtenerla”.

Captura de pantalla 2016-08-31 a las 5.18.06 p.m.
NBC San Diego

Los hermanos Mabalot han creado una compañía llamada Brother Robot y su próxima misión es hacer un brazo para un compañero de trabajo de su padre, que perdió esta extremidad en un accidente automovilístico.

Captura de pantalla 2016-08-31 a las 5.22.31 p.m.
Calramon Mabalot / Vía Twitter

Puedes conocer más sobre sus proyectos aquí.

Puede interesarte