Por Cristofer García
28 septiembre, 2022

Desriee Aomuyide fue despedida con 7 meses de embarazo y se volvió madre soltera un día después de que nació su bebé. Sin embargo, alcanzó el éxito con su propia línea de materiales de aprendizaje y juguetes inclusivos para niños morenos.

A veces los planes que tienen en la vida no siempre salen como se espera. En cuestión de un momento a otro todo puede cambiar, dejando un escenario inesperado frente a los ojos, pero el cual debe ser encarado por más duro que sea.

En esos momentos es importante actuar con madurez y encontrar la forma de superar los nuevos retos que se vengan. Eso lo sabe muy bien Desriee Aomuyide, una madre que ha debido lidiar con grandes dificultades desde que tuvo a su hijo.

De hecho, fue despedida cuando tenía 7 meses de embarazo y luego, solo un día después de que naciera su hijo el padre del niño la abandonó. Así se convirtió en madre soltera de un día para otro, sin empleo y con muchas responsabilidades.

Desriee Aomuyide

Aomuyide tiene origen nigeriano, aunque creció en Hornchurch, Essex, Inglaterra, donde trabajaba como estilista de moda hasta que fue despedida. “Cuando me enteré, lloré y lloré. No sabía qué hacer. No dejaba de pensar: ‘¿Quién aceptará a una mujer embarazada de siete meses?”, relató, según reseñó The Sun.

“Empecé a hacer sitios web para personas. Hice esto hasta que estuve embarazada de 8 meses y medio solo para asegurarme de tener un ingreso. No me sentí muy bien porque ese es el punto en el que se supone que debes relajarte“, agregó.

En ese momento, hace dos años atrás, solo le levantaba el ánimo su hijo, Isaiah, que estaba por llegar al mundo. Fue en ese proceso que encontró su idea de negocio que luego la llevaría al éxito.

Cuando recibió sus regalos en el babyshower, notó que no habían materiales de aprendizaje con representación de niños negros o morenos, por lo cual pensó que se podría hacer algo. “Comencé a preguntarme cómo podría mostrarle a mi hijo estos materiales que no lo representaban”, detalló, al dedicarse a investigar más sobre el tema.

Desriee Aomuyide

“Pasé tiempo buscando en Amazon , eBay y los sitios web de tiendas departamentales, pero los resultados de la búsqueda de ‘materiales de aprendizaje para niños negros’ eran cosas como disfraces de Batman y guantes negros de motociclista”, recordó.

Fue así como aprovechó esa oportunidad y comenzó a hacer bocetos de lo que podrían ser materiales de aprendizaje dedicados para niños afro, usando su talento para el diseño. “Empecé con las tarjetas del alfabeto y las partes del cuerpo. Mi favorito, incluso ahora, es el juego de tarjetas flash ‘Partes del cuerpo’ porque muestra pieles morenas”, explicó.

“Es realmente importante, no solo para las personas de color sino también para los niños blancos, ver esa representación. Puse 1.000 libras esterlinas de mi propio dinero en el negocio. Era un riesgo que tenía que correr: tenía un hijo que venía al mundo, ya no se trata solo de mí, se trata de él”, añadió.

Desriee Aomuyide

Toda esa época estuvo marcada por el trabajo, la incertidumbre y el dolor para ella, porque al quedarse sin su pareja se le sumaron más problemas. “Esto fue muy difícil para mí y fue traumático, pero realmente me empujó a continuar. Me dije a mí misma: ‘Tienes que seguir adelante’, y seguí adelante”, afirmó.

“Me di dos semanas de descanso después del nacimiento de Isaiah y luego seguí trabajando. Cada vez que mi hijo dormía la siesta, yo trabajaba. Trabajé 6 horas todos los días durante este período y solo me tomé una semana libre porque me puse muy enferma”, agregó.

Sin embargo, todo este esfuerzo valió la pena, porque logró lanzar Little Omo, su propia línea de rompecabezas y juguetes inclusivos que representaban a los niños negros.

“Elegí ese nombre porque Omo en yoruba, un idioma nigeriano, significa niño“, dijo.

Desriee Aomuyide

Sus juguetes han recibido una buena respuesta y su negocio va en crecida, luego de que pensaba que lo había perdido todo. “Mi hijo está en la guardería y allí tienen toda la gama. La gerente dijo que nunca antes había visto productos como estos”, contó.

“Incluso las personas en la industria del juguete dijeron que, si bien habían visto compañías que creaban muñecas negras, marrones, asiáticas y de razas mixtas, nunca antes habían encontrado materiales de aprendizaje como el mío”, agregó.

Puede interesarte