Por Candela Duato
21 diciembre, 2014

large-6

Si te has comprometido, casado o divorciado de una persona narcisista, seguramente sabes lo difícil que es tratar con ellos.

Los narcisistas son verdaderos maestros de la manipulación. Suelen ser inteligentes y encantadores cuando recién los conoces. Al principio, es fácil caer en sus encantos y estimarlos rápidamente (algo de lo que son absolutamente conscientes) y les encanta recibir tu atención.

Pero cuando descubres sus tácticas y cuestionas su comportamiento diametralmente opuesto al que tuvieron en un principio, se sienten profundamente amenazados. Entonces, se convertirán en víctimas y te harán ver como el agresor, y lograrán con maestría culparte por los problemas en la relación y todo lo que pueda estar saliendo mal en sus vidas.

large-6

Tú, como su pareja y co-dependiente, tratarás de hacerlo entrar en razón, darle explicaciones y evitar cualquier tipo de agresión verbal para poder sacarlo de su estado irracional.

Yo creo que esta vez sí va a entender, piensas.

Si se lo explico de esta manera, lo va a entender. No puede ser TAN cerrado de mente. Se lo voy a explicar una vez más.

Pero mientras más intentas explicar, se vuelve más frío y manipulador. Puede que hable como si fueras una niña, o como si tú fueras estúpida. Y te cuesta creer como es que alguien puede carecer tanto de empatía, por lo que tratas de explicar una vez más y haces hasta lo imposible para que él logre entender. Mientras más lo intentas, más alimentas sus fantasías narcisistas de que él es mucho mejor que tú.

large

Es un agujero profundo, negro, que te absorbe, sin salida. Y hasta que no entiendas eso, vas a pensar que estás loca, que no eres querida, o peor aún, que no eres digna del amor de alguien más, por lo que al final las opciones se reducen a quedarse con esa persona o estar sola para siempre.

Si no estás casada y estás tratando de terminar una relación con un narcisista, entonces el consejo de los expertos es no tener contacto con él. Debes terminar la relación abruptamente y sin mirar atrás, como si estuvieras dejando una mala adicción.

De esa manera, terminas en el Torbellino Narcisista.

large-5

El verdadero secreto para relacionarse con un narcisista es disminuyendo o simplemente anulando las respuestas. Responder “sí” o “no”, o las respuestas meramente fácticas como: “sí, voy a pasar a buscar a los niños a las 17.00 hrs”. No hagas caso de todos los demás intentos por conseguir una reacción más alterada de tu parte.

Si tu narcisista quiere hablar contigo por teléfono acerca de ciertos asuntos, deja que te haga preguntas que requieran una respuesta afirmativa o negativa. Si la conversación se traduce en acusaciones o manipulación, simplemente dile: “Si tienes algo que discutir conmigo, por favor, ponlo en el correo electrónico” y luego cuelgas.

large-4

No vas a lograr hacerlo cambiar de opinión. No vas a lograr que vea tu punto de vista. Mientras sigas tratando de hacerlo, vas a permanecer atrapada en su torbellino sin salida.

Aprender a lidiar con un narcisista no se puede lograr sólo leyendo éste artículo. Requiere de habilidad, práctica, lectura de libros sobre el tema y tal vez de terapia. Hagas lo que hagas, no trates de aprender sola.

Visto en Huffington Post.

Puede interesarte