Por Felipe Costa
19 mayo, 2021

“Si vuelves, te mataremos”, le dijo la madre a Malika, quien con 22 años tuvo que pasar días en la calle luego de confesar su homosexualidad. El caso llegó a los medios, y hoy, hay un juicio por amenazas de muerte.

Es probable que no exista un dolor tan profundo como el ser rechazado por los padres sin haber hecho nada malo, sino únicamente por ser como uno es. Parezca absurdo o no, existen familias donde la educación es tan tradicional que los padres son incapaces de ver el amor incondicional más allá de la orientación sexual de sus hijos, siendo los primeros en discriminarlos en vez de brindarle apoyo y confort, informa El Clarín.

Malika Chalhy

 Malika Chalhy, una joven de 22 años en Italia ha tenido que atravesar por los momentos más difíciles de su vida, luego que su propia madre la amenazara de muerte si volvía a poner un pie en su casa. La razón fue que le contó a la familia que era lesbiana y que incluso tenía una novia.

Sin ropa de cambio ni comida, los padres de Malika la expulsaron de casa diciéndole que no volviera. Al no contar con un techo para pasar la noche, la joven volvió escoltada con la policía, pero la madre les dijo “No conozco a esa persona”.

Malika Chalhy

Días después, Malika intentó llamar a su madre pero la vez que le contestó, ésta solo le respondió con gritos y antes de colgar le dijo “Si vuelves te mataremos, mejor 50 años de cárcel que una hija lesbiana, mejor una drogadicta que una hija lesbiana”. Desesperada sin saber donde vivir, la chica llevó su caso a los medios con las grabaciones telefónicas para hacer una denuncia pública, la cual escaló en redes sociales.

“Otras personas tienen suerte porque tienen hijos normales. Solo nosotros apestamos así”, fueron parte de los audios que se compartieron por internet, dejando expuesta a la madre y a los demás miembros de la familia. Personalidades del espectáculo, deportistas y organizaciones de derechos humanos solidarizaron con Malika, recaudando hasta 100 mil euros para su independencia.

Malika Chalhy

Actualmente, la chica lleva 4 meses sin vivir con sus padres gracias al dinero de las donaciones y ya comenzó un juicio en contra de su familia por amenazas de muerte.

Malika Chalhy

El hermano de Malika, Samir, ha sido el único que se ha defendido, asegurando que sus padres sí han llamado a su hermana tras el incidente para disculparse y pedirle que vuelva a casa, sin embargo, el daño hecho no es tan fácil de reparar y la joven cree que jamás le hubiesen pedido volver a casa si no hubiese aparecido el caso en los medios.

“No es normal golpear a un niño o insultarlo por quien es o elige ser, no es normal juzgar y señalar a los demás, no es normal culpar a alguien solo porque es homosexual”, respondió Malika públicamente, en medio de un tenso momento político en Italia, en que se discute la aprobación de la Ley Zan, destinada a combatir la discriminación y la violencia por orientación, género e identidad de género.

Malika Chalhy

La nueva ley, permitirá renovar las penas en Italia, ya que el país no cuenta con sanciones hacia quienes discriminen o cometan crímenes por motivos de orientación sexual. El debate en el parlamento sigue estancado, dejando en una gran incertidumbre su aprobación.

Puede interesarte