Por Lucas Rodríguez
28 febrero, 2022

El regreso de los guerreros de trenzas rubias no solo fascinó a quienes aún extrañan a Ragnar y Lagertha, sino que también ha convencido a varios de los críticos.

En los años anteriores, uno de los principales miedos de quienes disfrutaron de una película o serie que resultó bien, era ver una secuela donde todo lo bueno de antes se viera arruinado. Esto es cada vez menos común hoy en día. No porque ya nadie esté haciendo secuelas, sino que todo lo contrario: es tan común encontrarnos con secuelas y spinoffs de lo que ya funcionó, que estamos menos temerosos de ellas. 

Netflix

Mientras algunas siguen saliendo bastante mal (véase la nueva trilogía de Star Wars), otras consiguen mantener el nivel de sus antecesoras.

Netflix

Juzgando por la reacción de quienes ya la vieron, pareciera que Vikingos: Valhalla, la secuela de la serie que nos introdujo a Ragnar Lothbrok, su esposa Lagertha y su hermano Rollo, ha conseguido cumplir las expectativas. Cabe mencionar que estas eran bastante altas: no solo fue Vikingos una serie muy querida, sino que también tuvo un final controversial. Muchos fanáticos se declararon decepcionados con lo ocurrido en la última temporada, especialmente la manera en la que personajes favoritos, como Björn o la misma Lagertha, encontraron sus finales. 

@sixpackjax

Vikingos: Valhalla vino a remediar esto. Puede que una de las claves sea que no es una secuela directa: la nueva serie transcurre más de cien años después de que Ragnar hiciera su primera incursión.

No solo han sido los fans quienes han demostrado su entusiasmo por la serie. Varios de los críticos que la vieron tuvieron cosas positivas que decir sobre ella. Hay quienes están diciendo que no tendrá problemas en llenar el hueco que su antecesora dejó en la programación. 

Collider

La nueva serie sigue a tres personajes. Leif Eriksson (Sam Corlett), su hermana Freyduis Eiriksdottir (Frida Gustavsson) y Harald Sigurdsson (Leo Suter), rey de Noruega, son los personas que guiarán la acción en esta ocasión. Estarán acompañados por una serie de otros personajes secundarios, que de seguro llegaremos a querer y apreciar tanto como lo hicimos en su momento con Floki o Astrid.

Netflix

El conflicto en esta ocasión no es tanto la construcción de un poderoso reinado vikingo, como fue la tarea de Ragnar, sino que de mantener la historia y las tradiciones de estos frente a los cambios del mundo. La llegada del cristianismo al mundo vikingo, así como los debilitados núcleos de poder, son algunas de las dificultades con las que deberán luchas los tres protagonistas. 

Netflix

De acuerdo a los fans, la serie consigue llenar esto con su ya acostumbrada combinación de grandes batallas épicas, vestuario inspirador y la mística de un mundo que no deja de sorprender.