El cierre de la cadena de comida rápida por el COVID-19, ha dejado a varios viudos de sus comidas…

El coronavirus ha llevado a una paralización de muchas cosas en el mundo, entre las más afectadas han sido los locales de comida, ya que han tenido que cesar de sus funciones de restaurante y solo algunos funcionan en modo delivery.

Sin embargo, para McDonald’s la situación mundial ameritaba cerrar todas sus funciones y permanecer sin funcionamiento para evitar la propagación del virus y cuidar a sus trabajadores. Por eso esta madre decidió darle una sorpresa a sus hijos, llevándoles de todas formas su propia “Cajita Feliz”. 

Getty Images

El nombre de la ingeniosa mamá es Gemma, quien apodo a su propia versión de la comida rápida como “Mumdonald’s”, ya que todo lo que vemos está hecho por ella.

Dobló las cajas, agregó los nombres e incluso cortó el famoso logotipo de McDonald’s, todo para que su versión de cajita se pareciera lo más posible a la original. 

Facebook Extreme Couponing and Bargains UK

Gemma publicó la imagen de sus cajas de color rosa y naranja en la página de Facebook de Extreme Couponing and Bargains UK , y las acompañó con el siguiente mensaje: “Cualquiera puede hacer un mumdonalds, a los niños les encantará”. 

La publicación acumuló cientos de me gusta y comentarios, y algunos señalaron que es una buena manera de hacer que los niños coman versiones más saludables de sus comidas favoritas y que de seguro copiarán la idea en sus casas. Incluso una madre dijo que lo haría para el cumpleaños de su hijo durante la cuarentena.

Getty Images

Gemma informó a todos quienes preguntaban por los consejos para hacer estas “Cajitas Felices”, que ella utilizó una máquina para cortar las cajas, pero existen plantillas de estas cajas en internet. Solo debes imprimirlas y recortarlas en casa. La decoración queda a tu imaginación

Si bien creíamos que las ideas se nos agotaban a medida que pasan los días en cuarentena, la verdad es que siempre hay alguien que puede darnos una genial alternativa para salir de la rutina.

Comida rápida sin salir de tu casa y con el amor de mamá, ¿qué mejor?