Por Luis Aranguren
30 mayo, 2022

Aunque no estaba rodeado de lujos, aprovechó su momento para pedir por lo demás, lo que habla muy bien de su bondad y agradecimiento.

Para muchos niños el cumpleaños es de sus fechas más especiales en la vida, donde todos lo celebran y son el centro de atención. Es normal en redes sociales ver grandes fiestas, llenas de lujosos y ostentosos pasteles, adornos y demás.

Sin embargo, no todos tienen esta oportunidad y bueno, eso no significa que no deban pasarla bien en su día y celebrar con lo que puedan.

Razoes para Acreditar

Pues un niño llamado Pietro conmovió a sus padres en el día de su cumpleaños, tras cantar la canción del cumpleaños y soplar la vela. Como sabemos, es costumbre en muchos países pedir un deseo en este momento que por lo general, va a nosotros mismos.

El joven que vive en Sao Paulo, Brasil, junto a una familia humilde y sin muchos lujos fue grabado por su mamá quien le dijo: “Algo que realmente quieras que suceda, que solo el Padre Celestial puede hacer… ¡Piensa en algo y sopla!”.

Razoes para Acreditar

Tras un corto lapso de reflexión logró llegar al deseo que guardaba su corazón y sorprendentemente no era para nada egoísta o que velara por él mismo, como lo haría cualquier niño.

“¡Quiero que todos aquí sean felices!”, exclamó muy convencido, conmoviendo a sus padres al tener un hijo tan maravilloso. Es normal que algunos pidieran juguetes, teléfonos celulares o cualquier cosa con un costo elevado, pero este pequeño pidió por la alegría de su familia.

Razoes para Acreditar

¡Él es dueño de mi corazón, lo que me enorgullece y me motiva a ser una mejor persona cada día! Amo tu corazoncito puro y tu mente brillante, te mereces las mejores cosas, mi vida”, le respondió su mamá.

Razoes para Acreditar

No cabe duda que aunque se trataba de su cumpleaños, sus padres tuvieron más motivos para celebrar ese día en casa. Y es que pueden sentir regocijo al saber que todo el esfuerzo y valores transmitido a su hijo ha dado frutos y ahora que está creciendo, posee valores y sentimientos hermosos que vale la pena compartir con el mundo.

Esperamos que sea muy feliz y disfrute de muchos años de alegría, que siempre obtenga lo que quiere, desde la felicidad de su familia hasta cualquier meta mundana que se proponga.