Por Luis Lizama
15 julio, 2021

Pedro Fruet recibió el Premio Whitley 2021, denominado como el Oscar Verde. Su reconocimiento se basa en el inagotable trabajo hecho desde hace 20 años, para preservar a la población de marsopas, amenazadas por la pesca en Rio Grande do Sul.

La primera vez que se entregaron los Premios Whitley fue en el año 1994, cuando Pedro Fruet era apenas un niño. Anualmente se llevan a cabo y premian a líderes de la conservación en países en vías de desarrollo. Con el correr de los años y el prestigio, se han ganado el apodo de los “Oscar Verde”, por su connotación.

Este año fueron seis los ganadores de este reconocido premio.

El biólogo brasileño fue uno de los ganadores, por su inagotable trabajo para preservar a la amenazada especie de marsopas. 

WFN

Pedro, biólogo de profesión, recibirá una cifra de 40.000 libras (unos 55 mil dólares), que obviamente serán destinados a seguir con la causa.

Según datos del propio especialista, actualmente hay unos 90 delfines marsopas viviendo en el territorio en cuestión, donde constantemente están siendo arriesgados.

El plan de Pedro y otros profesionales, es reducir la mortalidad de estos animales en un 40% durante los próximos cinco años.

WFN

El biólogo brasileño lleva más de 2 décadas estudiando a estos animales, uniéndose al proyecto de conservación, que fue iniciado en los años 70.

“Este premio corona un trabajo. Llevo 20 años estudiando a estos animales, he dedicado mi vida a ello. Pero, de hecho, el proyecto de los delfines empezó en 1974”.

–explica Pedro Fruet–

WFN

Cabe destacar que Pedro también cuenta con un doctorado en la Universidad Federal de Rio Grande (FURG), en oceanografía biológica. 

Es la décima vez que un brasileño se consagra con este premio.

“Continuaremos monitoreando la población de marsopas para comprender cómo responde a estos estímulos e impactos humanos a lo largo del tiempo.

Vamos a salir en un bote, hacer este monitoreo. Conocemos a todos los animales aquí, por las marcas en las aletas, podemos estimar el tamaño de la población, cuántos bebés hay por año, cuándo las hembras empiezan a reproducirse”.

–explica Pedro–

WFN

Las marsopas son animales realmente especiales, al igual que todas las clases de delfines.

Pedro las conoce y por eso lleva 20 años trabajando con ellas, para salvarlas de la temida extinción.

Puede interesarte