Por Juan David Montes
13 abril, 2016

¡Y aunque las dejó en libertad, volvieron para visitarlo!

Matt Carriker es un reconocido veterinario, fundador de la organización Vet Ranch, dedicada a la atención de animales sin hogar que requieren de cuidados médicos. Su usual rutina de pacientes caninos y felinos fue interrumpida por un cuarteto de ardillas recién nacidas que encontró abandonadas en la calle. Matt las llevó a su consultorio, y luego a su propia casa, hasta que crecieron lo suficiente como para ser liberadas. Sin embargo, las ardillas lo visitan con frecuencia.

httpv://youtu.be/WXtTrwugIKA

En su primera consulta las ardillas estaban llenas de pulgas, así que fue necesario bañarlas.

Luego les retiraron los parásitos que tenían en su piel.

También se les suministró leche sustituta.

Para que no les hiciera falta la leche materna.

¡Eran realmente pequeñas!

11836650_845460678903205_3030619334118119102_n
Vet Ranch

Matt comenta que la temperatura era tan alta en el momento en el que rescató a las ardillas que era poco probable que sobrevivieran a la intemperie.

11828762_845460705569869_5199478298212161354_n
Vet Ranch

Pero, gracias a su ayuda, pudieron salir adelante.

11855744_848000288649244_3763266647482376566_n
Vet Ranch

Y después de que Matt construyera esta jaula en el jardín de su casa y luego las liberara, las cuatro ardillas han regresado una que otra vez por algo de comida.

11028005_866475446801728_4931449673169466154_n
Vet Ranch

Y, seguramente, también para darle las gracias.

11014860_866475483468391_5426906030673816589_n
Vet Ranch

Aunque sean adorables, las ardillas no son animales domésticos, así que será mejor si sólo las personas capacitadas se encargan de ellas cuando necesiten algo de ayuda extra.

Puede interesarte