Por Antonio Rosselot
30 octubre, 2017

¡De seguro aprenderás algunos de estos movimientos al ver las imágenes!

Sabemos lo dura que es la disciplina oriental, en todas sus formas y manifestaciones. El trabajo arduo da satisfacciones, y allá en países lejanos como China, Corea o Japón se toman esta afirmación muy enserio: los deportistas, por ejemplo, son entrenados desde muy temprana edad y con un régimen de aislamiento total, con tal de que puedan concentrarse en sus habilidades y así alcanzar niveles altísimos en su rendimiento.

Pero, aunque no lo veamos, nuestros amigos felinos también tienen algo que decir al respecto. El fotógrafo japonés Hisakata Hiroyuki se dedicó a fotografiar a una serie de gatos haciendo contorsiones dignas de los guerreros nipones: sigilosos, flexibles y elegantes en sus movimientos. 

Cuando pensaban que los gatos ya eran lo máximo, veremos que opinan después de ver las imágenes:

1.

Hisakata Hiroyuki

2.

Hisakata Hiroyuki

3.

Hisakata Hiroyuki

4.

Hisakata Hiroyuki

5.

Hisakata Hiroyuki

6.

Hisakata Hiroyuki

7.

Hisakata Hiroyuki

8

Hisakata Hiroyuki

9.

Hisakata Hiroyuki

10.

Hisakata Hiroyuki

11.

Hisakata Hiroyuki

12.

Hisakata Hiroyuki

Puede interesarte