Por Josefa Velasco
15 junio, 2020

El confinamiento no afecta sólo el estado de ánimo de los humanos.

Cuando creíamos que en este año nada más raro podía ocurrir, un jardín de rosas ubicado en Oakland, California, tuvo que cerrar las visitas al público general ya que un pavo llamado Gerald atacaba a las personas que se encontraban en el lugar.

Lo curioso, es que este animal antiguamente caminaba por el vecindario sin ser una amenaza para nadie, se acercaba a la gente y era uno más del jardín. Pero, ¿qué pasó con el amistoso Gerald?

Bueno, en los últimos meses al parecer no sólo al ser humano le ha afectado el confinamiento, ya que para este pavo también se vio alterada su rutina diaria: el escaso flujo de gente alteró el carácter de Gerald.

Hoy en día, sin duda ataca a las personas, especialmente a aquellas que se acerquen al Rose Garden Oakland Morocom.

Pexels

Si bien no se sabe la exactitud de los ataques que ha realizado Gerald a distintas personas, el Servicio Animal (Animal Services) afirmó que las quejas hacia el animal a través de correo electrónico supera la docena. 

Es más, una de las quejas que se envió vía internet señalaba que “su objetivo favorito parece ser las mujeres mayores, aunque los niños pequeños también corren un gran riesgo” según consignó ABC 7. 

Otra queja al igual que la anterior, comentaba la similitud que tenía con los dinosaurios: “Juro que estaba obteniendo flashbacks de las escenas de velociraptor en Jurassic Park, ya que me estaba arrullando al evaluarme. Y antes de que te rías de todo esto, ¡te digo que fue implacable!”.

La forma de ataque de Gerald que coincidió con diferentes versiones era: saltar sobre las personas, picotearlos, y lo dudaba en arañarlos. Claramente, pasó de ser un amistoso animal, a un peligro para los visitantes, es por esto que el Departamento de Parques de la ciudad de Oakland, junto con el Servicio Animal de la ciudad, Recreación y Desarrollo Juvenil de Oakland y el departamento de Obras Públicas no dudaron en clausurar la zona para no exponer, ni poner en riesgo a las personas.

Pexels

La vida silvestre del parque depende del Departamento de Pesca y Vida Silvestre del Estado (CDFW), los cuales rechazaron la idea de reubicar al pavo. Es por esto, que se decidió mantener el parque por el momento cerrado y tener como objetivo entrenar al pavo.

@aprilaser

Si bien el anuncio señala la situación y espera que su reapertura para los visitantes del Rose Garden Morocom sea pronto, la ciudad seguirá las instrucciones del CDFW, ya que a pesar de que existan las ganas de que esto sea pronto, Gerald hasta el momento continúa persiguiendo y atacando a personas. 

Frente a esto, una portavoz del Servicio Animal de Oakland, Ann Dunn señalo que “si bien los ataques de Gerald han disminuido, el pavo todavía se acerca y persigue a las personas”.

Por ahora, sólo queda esperar a que Gerald vuelva a ser el amistoso pavo que muchos conocieron.

Puede interesarte