Por Predeterminado del sitio
20 February, 2015

Este video revela imágenes nunca antes vistas sobre cómo tratan a los cachorros en ciertos zoológicos.

La agrupación Humane Society de Estados Unidos (HSUS) publicó resultados de su investigación en dos zoológicos “de mala muerte”: el Zoológico Natural Bridge en Natural Bridge, Virginia, y el Tiger Safari en Tuttle, Oklahoma, en los cuales se crían tigres para que los clientes se tomen fotos junto a ellos. La crueldad, negligencia y sufrimiento que caracteriza este tipo de prácticas no son muy conocidos, pero gracias a investigadores infiltrados se obtuvo detalles que no podían ser ignorados.

Para empezar, estos lugares para exhibir animales no están acreditados por la Sociedad de Zoológicos y Acuarios. En ellos operan dueños inescrupulosos y cuidadores novatos que recortan el presupuesto destinado al bienestar de los animales, y que además, los explotan para que sus destartalados negocios generen ganancias. Desde el otro lado, los clientes que pagan por estas experiencias, a menudo no se dan cuenta de que están apoyando el encarcelamiento, tormento y crueldad hacia estas especies.

24F4C71300000578-2922450-image-a-7_1421965025833

Ambos zoológicos crían cachorros de tigre durante las temporadas de primavera y verano para atraer al público que quiera sacarse una foto con ellos. Es un negocio lucrativo, y la gente paga tarifas que van desde los 50 a los 1.000 dólares por estas sesiones de foto. Los cachorros, cansados, acalorados, sedientos, hambrientos o incluso enfermos, deben quedarse quietos esperando el desfile de clientes o enfrentar un castigo físico si no se comportan.

ADVERTENCIA: Contenido crudo y explícito

httpv://youtu.be/0eowYaKj7-s

Esta exclusiva investigación encubierta entrega información clara sobre sufrimiento y tortura que los pequeños deben soportar día a día.

Cuando los tigres crecen demasiado y se tornan peligrosos para realizar estas sesiones de fotos, dejan de ser lucrativos. En ese momento, estos zoológicos suelen enviarlos al abismo del comercio de animales exóticos y son entregados para su venta como mascotas exóticas, sentenciados a una vida en otro zoológico de mala calaña, o peor aún. Finalmente, sólo unos pocos afortunados son recibidos en santuarios acreditados, en cuyo caso los grupos de defensores de los animales tienen que cargar con su cuidado por una década o más.

En el Tiger Safari de Oklahoma, un cachorro de tigre llamado Maximus fue arrastrado, golpeado, ahorcado, abofeteado y privado del alimento y nutrición adecuados, esenciales para un carnívoro de su edad. Como resultado, los huesos de sus piernas comenzaron a atrofiarse. Un compañero de trabajo lloraba cuando le contó al investigador cómo la madre de Maximus sufrió durante días cuando le quitaron a sus cachorros. El propietario, Bill Meadows, declaraba querer a Maximus y confirmó públicamente que sólo permitía un par de encuentros con la gente al día, cuando en realidad Max era manoseado por docenas de personas en unas cuantas horas. En un día común fue forzado a tomarse 60 fotos, cuando debió haber estado con su madre y hermanos.

3129477.large

El investigador presenció también al momento en que el Tiger Safari escogió una tigresa cachorra de una empresa llamada T.I.G.E.R.S. de Myrtle Beach, Carolina del Sur, dirigida por Kevin Antle, quien es algo así como el “cerebro” del mundo del comercio de animales exóticos. Antle provee y se lleva cachorros de tigre de los zoológicos Natural Bridge y Tiger Safari. No sabemos si hay dinero de por medio, es un negocio secreto e increíblemente, estos animales son reproducidos indiscriminadamente por todo el país y no hay una sola organización que rastree sus pasos. Pueden ir a parar a cualquier parte, a un destino incierto que puede incluir su asesinato para vender su piel como alfombra, o su cabeza colgada en una pared.

En el zoológico Natural Bridge, dos cachorros de tigre llamados Daxx y Deja fueron abofeteados por sus supuestos cuidadores. En el video pueden ver como la cabeza de Deja es golpeada contra el pavimento mientras es “disciplinada” por un hombre sentado en el suelo. Ambos cachorros estaban enfermos de coccidosis y giardiasis (enfermedades intestinales) pero jamás fueron vistos por un veterinario y no les daban de comer hasta antes de comenzar las sesiones de fotos para que la botella de alimento pudiese ser usada como método para amansarlos.

DSC2009_261081

Había otros problemas en el Natural Bridge: una jirafa, un mono capuchino y un mandril (especie en peligro) muertos, un camello bebé que accidentalmente se colgó, y heridas espantosas en otros animales, entre ellas una profunda lesión en la mano de un mono araña. Hay también una elefanta sola, que esta confinada a un granero oscuro cuando no es obligada a acarrear clientes para darles un paseo. Aún más: este lugar cría primates y les quita los recién nacidos a sus madres para venderlos en el comercio de mascotas.

La HSUS en conjunto con el Departamento de Agricultura presentó una queja formal en contra de estos zoológicos de poca monta el 2014 y dio tiempo a la agencia para hacer su investigación particular antes de hacer públicos los hallazgos que se están compartiendo hoy. También le pidieron a la USDA (Departamento de Agricultura de Estados Unidos) que tome acciones sobre su petición presentada el 2012 de prohibir el contacto público con grandes felinos y otros animales salvajes, lo cual podría detener las terribles e irresponsables reproducciones indiscriminadas y maltratos ejercidos en los cachorros de tigre sólo para sacarles fotos.

IMG_2670_-_Version_2

Ni el país ni el gobierno federal de Estados Unidos, debe tolerar este tipo de operaciones, y las leyes deben hacerse cumplir. De la misma manera, los consumidores deben informarse y abstenerse de visitar este tipo de lugares. Investigaciones han estado demostrando al público las malas prácticas de estos zoológicos desde comienzos de 1970, los cuales han sido responsables de más sufrimiento animal del que se puedan imaginar. La violencia presente en una pelea de gallos o en la caza de una paloma es ciertamente más obvia, sin embargo el destino para los animales de estos zoológicos es casi siempre el peor: dolor y muerte para quienes nunca merecieron esta privación y miseria.

Puedes hacer tu aporte para terminar con el abuso animal en The Humane Society

Visto en: The Dodo